Tag Archives: nuevos empleos

7 Nuevos modelos de negocio de la próxima década

Comments off

7 Nuevos modelos de negocio de la próxima década

Algunas de las innovaciones más potentes que se están produciendo hoy en día no implican tecnologías de vanguardia… sino más bien la creación de modelos de negocio fundamentalmente nuevos.

Durante la mayor parte de la historia, estos modelos fueron notablemente estables, dominados por unas pocas ideas clave, mejoradas por unas pocas variaciones importantes en estos temas.

En los años 20, fueron los modelos «cebo y anzuelo», en los que se atrae a los clientes con un producto inicial de bajo coste (el cebo: una navaja gratis) y luego se les obliga a comprar recambios interminables (el anzuelo: recambios de cuchillas).

En los años 50, fueron los «modelos de franquicia», de los que fue pionero McDonald’s. O tomemos los años 60, donde tenemos «hipermercados» como Walmart.

Pero con la llegada de Internet en los años 90, la reinvención del modelo de negocio entró en un período de crecimiento radical.

En menos de dos décadas, hemos visto cómo los efectos de la red han dado lugar a nuevas plataformas en un tiempo récord, el bitcoin y la cadena de bloques han socavado los modelos financieros existentes de «terceros de confianza», y la financiación en masa y las OIC han hecho fracasar las formas tradicionales de captación de capital.

Ahora estamos presenciando 7 modelos emergentes que redefinirán el negocio en las próximas décadas.

Y hoy en día, mientras que innumerables empresas están ancladas por una mentalidad de mantenimiento -competencia únicamente en la ejecución operacional- es más vital que nunca aprovechar estos modelos de negocio para el éxito en la década de 2020.

Cada uno de ellos es una nueva y revolucionaria forma de crear valor; cada uno es una fuerza de aceleración.

Vamos a sumergirnos

7 Modelos de Negocios para Gobernar la Década

(1) La Economía de la Multitud: Crowdsourcing, crowdfunding, ICOs, activos apalancados y personal a demanda, todos los desarrollos que apalancan los miles de millones de personas que ya están en línea y los miles de millones que están por llegar.

Todos ellos han revolucionado la forma en que hacemos negocios. Sólo hay que considerar los activos apalancados, como los vehículos de Uber y las salas de Airbnb, que han permitido a las empresas escalar a gran velocidad. Estos modelos de economía de masas también se apoyan en el personal a demanda, que proporciona a la empresa la agilidad necesaria para adaptarse a un entorno rápidamente cambiante. Y es todo, desde los microtrabajadores que están detrás del Turco Mecánico de Amazon en el extremo inferior, hasta los servicios de científicos de datos a pedido de Kaggle en el extremo superior.

Ejemplo: Airbnb se ha convertido en la mayor «cadena de hoteles» del mundo, pero no posee ni una sola habitación de hotel. En su lugar, aprovecha (es decir, alquila) los activos (habitaciones de repuesto) de la multitud, con más de 6 millones de habitaciones, pisos y casas en más de 81.000 ciudades de todo el mundo.

(2) La economía de la gratuidad/datos: Esta es la versión de plataforma del modelo «bait and hook», esencialmente cebando al cliente con el acceso gratuito a un servicio genial y luego haciendo dinero con los datos recogidos sobre ese cliente. También incluye todos los desarrollos impulsados por la gran revolución de los datos, que nos está permitiendo explotar la micro-demografía como nunca antes.

Ejemplo de ello: Facebook, Google, Twitter: hay una razón por la que este modelo ha transformado a las nuevas empresas de dormitorios en superpotencias globales. Las consultas de búsqueda diarias de Google han aumentado de 500.000 en 1999, a 200 millones en 2004, a 3.000 millones en 2011, a 5.600 millones en la actualidad. Aunque cada vez más usuarios son conscientes de los valiosos datos que intercambian a cambio del servicio de búsqueda «gratuito» de Google, es probable que este modelo de probada eficacia siga teniendo éxito en la década de 2020.

(3) La economía de la inteligencia: A finales del siglo XIX, si se quería tener una buena idea para un nuevo negocio, todo lo que se necesitaba era tomar una herramienta existente, digamos un taladro o una tabla de lavar, y añadirle electricidad, creando así un taladro eléctrico o una lavadora.

En la década de 2020, la IA será la electricidad. En otras palabras, tomar cualquier herramienta existente y añadir una capa de inteligencia. Así, los teléfonos móviles se convertirán en teléfonos inteligentes y los altavoces estéreo en altavoces inteligentes y los coches se convertirán en vehículos autónomos.

Ejemplo: Todos conocemos los grandes nombres que incorporan la IA a sus modelos de negocio, desde Amazon a Salesforce. Pero cada día surgen más empresas de IA: 965 compañías relacionadas con la IA en Estados Unidos recaudaron 13.500 millones de dólares en capital de riesgo en los primeros nueve meses del año pasado, según la Asociación Nacional de Capital de Riesgo. La más valorada de todas ellas es Nuro, un servicio de reparto de comestibles sin conductor valorado en 2.700 millones de dólares. Se espera que la IA continúe transformando la mayoría de los negocios en la década de 2020.

(4) Economías de circuito cerrado: En la naturaleza, nada se desperdicia. El detritus de una especie siempre se convierte en la base para la supervivencia de otra especie. Los intentos humanos de imitar estos sistemas totalmente libres de desechos han sido apodados «biomimetismo» (si se habla de diseñar un nuevo tipo de producto) o «cradle-to-cradle» (si se habla de diseñar un nuevo tipo de ciudad) o, más simplemente, «economías de circuito cerrado». Estos modelos serán cada vez más frecuentes con el aumento de los consumidores conscientes del medio ambiente y los beneficios de coste de los sistemas de circuito cerrado.

Ejemplo: El Banco de Plástico, fundado en 2013, permite a cualquiera recoger residuos de plástico y dejarlos en un «banco de plástico». Al recolector se le paga por la «basura» en cualquier cosa, desde dinero en efectivo hasta tiempo de WiFi, mientras que el banco de plástico clasifica el material y lo vende al reciclador apropiado, cerrando así un bucle abierto en el ciclo de vida del plástico.

(5) Organismos Autónomos Descentralizados (OAD): En la convergencia de la cadena de bloques y la IA se encuentra un tipo de compañía radicalmente nueva, sin empleados, sin jefes y con una producción ininterrumpida. Un conjunto de reglas preprogramadas determina cómo funciona la empresa, y las computadoras hacen el resto. Una flota de taxis autónomos, por ejemplo, con una capa de contratos inteligentes respaldados por una cadena de bloques, podría funcionar las 24 horas del día, los 7 días de la semana, incluyendo la conducción al taller de reparaciones para su mantenimiento, sin ninguna participación humana.

Ejemplo de ello: Mientras que los DAOs apenas están empezando a surgir, la plataforma DAOstack está trabajando para proporcionar a estos negocios herramientas para el éxito, incluyendo incentivos criptoeconómicos confiables y protocolos de gobernabilidad descentralizados. DAOstack tiene como objetivo crear negocios donde la única influencia externa es el cliente.

(6) Múltiples Modelos Mundiales: Ya no vivimos en un solo lugar. Tenemos personajes del mundo real y personajes en línea, y esta existencia deslocalizada sólo se va a expandir. Con el surgimiento de la realidad aumentada y la realidad virtual, estamos introduciendo más capas en esta ecuación. Tendrá avatares para el trabajo y avatares para el juego, y todas estas versiones de nosotros mismos son oportunidades para nuevos negocios.

Ejemplo: Second Life, el primer mundo virtual creado en 2003, dio lugar a una economía multimillonaria. La gente pagaba a otras personas para que diseñaran ropa digital y casas digitales para sus avatares digitales. Cada vez que añadimos una nueva capa a los estratos digitales, también estamos añadiendo una economía entera construida sobre esa capa, lo que significa que ahora estamos llevando a cabo nuestro negocio en varios mundos a la vez.

(7) Economía de la Transformación: La Economía de la Experiencia se trataba del intercambio de experiencias, así que Starbucks pasó de ser una franquicia de café a un «tercer lugar». Es decir, ni casa ni trabajo, sino un «tercer lugar» en el que vivir tu vida. Comprar una taza de café se convirtió en una experiencia, una especie de parque temático cafeinado. La siguiente iteración de esta idea es la Economía de la Transformación, donde no sólo estás pagando por una experiencia, sino que estás pagando para que tu vida sea transformada por esta experiencia.

Ejemplo: Las primeras versiones de este modelo pueden verse en el auge de los «festivales de transformación» como Burning Man, o las compañías de fitness como CrossFit, donde la experiencia es generalmente mala (te ejercitas en viejos almacenes), pero la transformación es grande (la persona en la que te conviertes después de tres meses de ejercitarte en esos almacenes). Los consumidores ya no buscan experiencias meramente placenteras, sino que buscan desafíos que transformen.

Pensamientos finales: Lo que todo esto nos dice es que el negocio de siempre se está convirtiendo en algo inusual.

Y para las empresas existentes, como explicó Clayton Christensen de Harvard, esto ya no es opcional: «La mayoría [de las organizaciones] piensan que la clave del crecimiento es el desarrollo de nuevas tecnologías y productos». Pero a menudo esto no es así. Para desbloquear la próxima ola de crecimiento, las empresas deben incorporar estas innovaciones en un nuevo modelo de negocio perturbador».

Y para los que estamos fuera de estos modelos disruptivos, nuestra experiencia será mejor, más barata, más rápida.

Los nuevos modelos de negocios con mejor significado hacen lo que todos los modelos de negocios hacen: resolver los problemas de la gente en el mundo real mejor que nadie.

Más barato es obvio. Con la desmonetización en marcha, los clientes – y eso significa todos nosotros – esperan más por menos.

Pero el verdadero cambio es el cambio final: más rápido. Los nuevos modelos de negocio ya no son fuerzas para la estabilidad y la seguridad. Para competir en el clima acelerado de hoy en día, estos modelos están diseñados para la velocidad y la agilidad.

Lo más importante es que nada de esto está en peligro de desaceleración.

(Nota #1: Este blog proviene de The Future is Faster Than You Think – mi próximo libro, que se publicará en DOS DÍAS el 28 de enero de 2020. Inscríbete aquí para recibir actualizaciones!

Fuente: email recibido de Peter Diamandis peter@diamandis.com 26 ene. 2020 14:07, tambien puede leerlo en  Diamandis.com

Traducción realizada por Lucio Mauricio Henao

Anticipación del futuro

Comments off

Descubren el sistema cerebral que anticipa el futuro

Un modelo de pensamiento rápido y la lógica difusa procesan la probabilidad

El cerebro recurre a un sistema de pensamiento rápido para calcular la probabilidad de que algo ocurra y cuándo tendrá lugar. Realiza cálculos complejos de forma intuitiva gracias a la lógica difusa. Por Eduardo Costas y Eduardo Martínez (*).

El tiempo de reacción a un evento estocástico (no determinista) es proporcional al recíproco de su probabilidad. Imagen: Georgios Michalareas. Max Planck Institute for Empirical Aesthetics.
El cerebro dispone de un sofisticado sistema para anticipar el futuro: necesita prepararnos para reaccionar ante cualquier eventualidad y, según una investigación realizada en el Instituto Max Planck (Alemania), lo consigue de forma rápida y con un consumo mínimo de energía.

Saber lo que va a pasar, ya sea inmediatamente o algo más tarde, es un factor crítico para la supervivencia, pero también algo cotidiano: necesitamos saber si va a llover mañana o estamos atentos al disparo que anuncia la salida en una carrera deportiva.

De forma no consciente, el cerebro realiza matemáticas complejas para procesar la información que procede del entorno a través de los sentidos.

Pero cuando se enfrenta a la eventualidad de prepararnos para el futuro, apura sus cálculos: no solo necesita saber qué va a ocurrir, sino también, y no menos importante, cuándo.

La nueva investigación ha descubierto cómo se las ingenia el cerebro para anticipar el futuro, ya sea en circunstancias normales o excepcionales: recurre a un sistema de pensamiento rápido y a la lógica difusa para que reaccionemos adecuadamente.

Pensamiento rápido y lógica borrosa

El sistema de pensamiento rápido es la forma más corriente que usa el cerebro para procesar información. Es instantáneo y consume muy poca energía. Es el sistema intuitivo y emocional.

Descrito por primera vez en 2011 por el Premio Nobel de Economía Daniel Kahneman, este sistema nos permite, por ejemplo, saber que una cosa está más cerca que otra, caminar sin fijarnos, detectar alegría en la expresión de una persona, o leer, sin pretenderlo, un mensaje publicitario sencillo.

El cerebro recurre también a la lógica borrosa o difusa, una propiedad que es muy difícil de replicar informáticamente, pero que permite procesar información a partir de datos imprecisos: por ejemplo, cómo va a ocurrir algo y cuándo.

La lógica borrosa regula también la mayor parte de nuestras vidas: frecuentemente recibimos instrucciones como “gira un poco más a la derecha” y “no vayas tan rápido”.

Gracias a la lógica borrosa, nadie nos dirá: “muévete 28 cm en rumbo verdadero de 136º” o “reduce en 3,8 metros por segundo tu velocidad”. Aunque esos enunciados son genéricos, somos capaces de reaccionar con precisión y ajustar la marcha del coche en el sentido pretendido.

Densidad de probabilidad

Los investigadores del Instituto Max Planck han descubierto además que el cerebro se vale un modelo de pensamiento rápido llamado función de densidad de probabilidad (FDP o PDF en inglés) para anticipar el futuro.

Este modelo permite al cerebro precisar con exactitud lo que va a pasar y cuándo. Asume que va a ocurrir independientemente del momento y realiza una estimación de cuándo va a tener lugar.

Distribuye la probabilidad de ocurrencia a través del tiempo en que puede producirse, para obtener una mayor seguridad en la precisión y disipar así la incertidumbre: ha determinado que el tiempo de reacción a un evento estocástico (no determinista) es proporcional al recíproco de su probabilidad.

Así nos prepara para cualquier eventualidad presente o futura, ya sea que la información sensorial proceda de la visión, de la audición o del sistema somatosensorial, que procesa estímulos relacionados con el tacto, la temperatura, la propiocepción (posición del cuerpo) y la nocicepción (dolor).

 

Entresijos cerebrales

El éxito del cerebro en la anticipación del futuro no depende solo del modelo utilizado, sino de la selección previa que ha debido realizar para cumplir su cometido.

En primer lugar, eligió el modelo de pensamiento rápido frente al modelo de pensamiento lento, también descrito por Kahneman.

Este segundo modelo es lógico y deliberativo, funciona muy despacio y consume mucha energía. Asociado a la experiencia, lo usamos para actividades mentales difíciles como los cálculos matemáticos complejos.

Cuando va a anticipar el futuro, el cerebro descarta este modelo y prefiere el sistema de pensamiento rápido porque lo que prima es acertar con rapidez algo que puede ocurrir.

En segundo lugar, el cerebro debió elegir también entre el modelo de pensamiento rápido llamado función de densidad de probabilidad y una alternativa también disponible: el modelo tasa de riesgo, más conocido por su expresión inglesa Hazard ratio.

Cálculos complejos

Este segundo modelo, empleado comúnmente para medir el riesgo financiero, sirve para calcular la probabilidad solo ante una situación inminente. Hasta ahora se creía que era el usado por el cerebro para anticipar el futuro.

La nueva investigación ha comprobado sin embargo que el cerebro escoge la función de densidad de probabilidad porque le permite añadir a la información de qué va a ocurrir, el cuándo tendrá lugar.

Por último algo no menos sorprendente: a pesar de que el cerebro escoge un sistema de pensamiento rápido para anticipar el futuro, calcula algo muy complejo (el factor tiempo a través de la probabilidad), una función que corresponde al sistema de pensamiento lento.

Lo consigue a través de la lógica borrosa y confirma así que este sistema de pensamiento rápido es muy eficaz.

Es tan potente que sirve incluso para las tribus amazónicas que no conocen los números: su sistema de pensamiento rápido es capaz de procesar también una compleja información de probabilidad tal como lo hace nuestro cerebro, a pesar de que sus miembros no pueden saber si quiera la edad que tienen.

(*) Eduardo Costas es Catedrático de Genética en la Universidad Complutense de Madrid. Eduardo Martínez de la Fe, filósofo y periodista científico, es el Editor de Tendencias21.

 

Referencias

The anticipation of events in time. Matthias Grabenhorst et al. Nature Communications volume 10, Article number: 5802 (2019). DOI :https://doi.org/10.1038/s41467-019-13849-0

Numbers and the Making of Us: Counting and the Course of Human Cultures. Calet Everett. Harvard University Press. 2019.

Thinking, Fast and Slow. Daniel Kahneman. Farrar, Straus and Giroux. 2011.

Peligros de las torres 5G

Comments off

Riesgos para la salud del 5G; La guerra entre la tecnología y los seres humanos


Por: Paul Wagner | 14 mayo, 2019

Más de 180 científicos y médicos en casi 40 países están advirtiendo al mundo sobre los riesgos para la salud que presenta la tecnología 5G. La respuesta de estos científicos a la “Resolución 1815 del Consejo de Europa” lo explica de manera sucinta:

“Nosotros, los científicos abajo firmantes, recomendamos una moratoria en el despliegue de la quinta generación, 5G, hasta que los riesgos potenciales para la salud humana y el medio ambiente hayan sido completamente investigados por científicos independientes de la industria. La tecnología 5G aumentará sustancialmente la exposición a los campos electromagnéticos de radiofrecuencia (RF-EMF) … y se ha demostrado que esto es perjudicial para los humanos y el medio ambiente “.

Si no está alarmado por los peligros de la radiación 5G, debería estarlo…

Con velocidades de descarga de hasta 20 a 30 veces más rápidas que el 4G, el 5G promete un nuevo mundo, que incluye los autos sin conductor y al mismo tiempo causar una larga lista de potenciales riesgos para la salud. Las ciudades de Bruselas y Ginebra incluso bloquearon las pruebas y prohibieron las actualizaciones a 5G debido a esta preocupación.

La diferencia entre 4G y 5G en términos de gigahercios, la unidad de corriente alterna (CA) u ondas electromagnéticas (EM) que afectan las velocidades de transmisión de los dispositivos, es significativa. La tecnología 5G promete bandas de radio milimétricas en el rango de 30 a 300 GHz, mientras que 4G alcanza alrededor de 6GHz. Cuando se aplica a la latencia de video, esto se traduce en velocidades de hasta 60 a 120 veces más rápidas.
Antes de 2G, 3G y 4G, las frecuencias de radio eran benignas. Nunca nos preocupó si nuestros programas de radio en el tiempo de conducción freirían nuestros cerebros. Lamentablemente, una vez que se inició el concepto de tecnología inalámbrica “G”, comenzamos a exponer al público global a frecuencias similares a las microondas a mil millones de ciclos por segundo.

Los humanos, los animales y el medio ambiente han estado en riesgo durante años. Si bien el 4G era lo suficientemente malo, el 5G eleva el juego a un nivel completamente nuevo.

RESONANCIA: SERES DE FRECUENCIA

El primer documental que investiga los mecanismos actuales por los cuales la tecnología celular puede causar cáncer. La película muestra cómo la humanidad reacciona al cambio ambiental más grande que se ha visto en el planeta.

El 5G (o 5ª generación) se refiere al último avance en sistemas inalámbricos. El 5G promete canales más grandes, velocidades más altas, paquetes de datos más grandes, capacidad de respuesta exponencial y la capacidad de conectar una gran cantidad de dispositivos desde una sola ubicación. Al principio, las redes 5G no funcionarán igual. Algunas serán lentas y algunas de estas redes serán súper rápidas, pero con cobertura limitada. Eventualmente, formarán una parrilla global, diferente a todo lo que el mundo ha visto.

Sería lógico suponer que la tecnología 5G ha sido probada para detectar sus riesgos, pero esto simplemente no se ha producido. No hay datos convincentes sobre los riesgos para la salud. De hecho, cuando se lance el 5G, será la primera prueba real realizada en seres humanos. Esto no tiene precedentes para un lanzamiento de tecnología pública a gran escala.

Mientras que las longitudes de onda del 4G viajan a lo largo de la superficie de la piel, las ondas milimétricas del 5G son más insidiosas. Cuando se emiten longitudes de onda 5G, nuestra piel las absorberá automáticamente, lo que naturalmente hará que la piel suba de temperatura.
Ya activo en tres países, el 5G es la primera prueba de radiación electromagnética global en seres humanos en la historia del planeta Tierra. Si bien la mayoría de los ejecutivos de la industria inalámbrica rechazan la larga lista de preocupaciones legítimas sobre la salud que provoca el 5G, la mayoría de los científicos creen que el público está en peligro y que se necesitan más pruebas.

¿El 5G causa cáncer?

Muchos científicos entienden que la radiación electromagnética que se escapa a través de las puertas de nuestros hornos microondas es cancerígena y, por lo tanto, puede causar cáncer. La mayoría de estos científicos también creen que estas ondas son muta-génicas, lo que significa que cambian la estructura del ADN de los seres vivos.

El lanzamiento del 5G será similar a encender su microondas, abrir su puerta y dejarlo encendido durante el resto de su vida. Hay una buena razón por la cual cientos de científicos están tomando medidas contra la industria inalámbrica.

¿Son peligrosas las torres 5G?

Durante los últimos diez años, la tecnología 5G ha estado en proceso de desarrollo. Originalmente planificada como una capa sobre la 3G y 4G, la 5G se está convirtiendo rápidamente en un mundo propio.

Cada torre celular en su vecindario emite radiación de radiofrecuencia (RF). La radiación causa cáncer. Para el 2021, cada ciudad tendrá torres 5G y estaciones celulares. Estos dispositivos estarán en la parte superior o lateral de millones de edificios en todo el mundo.

La industria inalámbrica no solo está construyendo una infraestructura que proporciona descargas más rápidas; está construyendo un horno microondas mundial.
Sí, las torres 5G y las mini estaciones son extremadamente peligrosas. Las ondas milimétricas más cortas no solo son más peligrosas para los seres humanos, debido a la intensidad de la tecnología, sino que requerirán millones de mini torres más que antes, potencialmente una torre por cada 2 a 8 casas. Esto significa que la exposición a la radiación de RF de un ser humano no solo aumentará, sino que aumentará exponencialmente en unos meses.

Estas torres no solo son peligrosas; son letales y deberían considerarse un crimen de lesa humanidad.

Riesgos para la salud de la tecnología 5G

Si bien hay muchas conversaciones en contra de la comunidad anti-5G, también hay muchas discusiones convincentes entre los científicos que están librando una guerra contra la tecnología no probada.

En general, la radiación causa un gran impacto entre los seres humanos y los animales: destruye nuestro ADN, ya sea forzándolo a mutar o matando grupos específicos de células, todo lo cual conduce al cáncer.

Esto es lo que debe esperar si experimenta una exposición prolongada a la radiación:

  1. Náusea
  2. Hinchazón
  3. Pérdida de cabello
  4. Disminución del apetito
  5. Energía baja
  6. Médula ósea dañada
  7. Órganos dañados
  8. Depresión profunda
  9. Confusión
  10. Infecciones
  11. Incapacitación y muerte

 

Cómo protegerse del 5G

Aparte de mudarnos a Marte o la Luna, tenemos muchas limitaciones para protegernos de esta peligrosa tecnología. Los efectos en la salud de la radiación de las torres celulares son reales. Debido a que habrá miles de estas torres y estaciones en cada ciudad, será casi imposible evitarlas. Dado lo adictos que somos a nuestros dispositivos móviles, la tendencia irá dirigida a arriesgar nuestras vidas para apoyar nuestras adicciones relacionadas con las pantallas.

Dicho esto, hay algunas cosas que podemos hacer para protegernos de la radiación. Cuanto más nos centramos en nuestra salud y dieta, más puede defenderse nuestro sistema inmunológico contra los desafíos relacionados con la radiación 5G.

La espirulina, la hierba de trigo, la vitamina C y suplementos similares son formas consumibles de luz solar, que siempre mejorarán nuestra salud y elevarán nuestras vibraciones. El yoga, la meditación, el canto, los mantras y otras formas de oración también pueden ser beneficiosos para proteger nuestras energías vitales.

El Campo de Sanación

El Campo de Sanación explora cómo la comprensión del cambio cuántico está afectando a nuestra salud, nuestra sociedad y nuestro futuro. En este documental se aborda como empoderar a los individuos a participar en prácticas de auto-sanación, técnicas de la mente y el cuerpo y medicina energética para su propio auto-cuidado. Las prácticas de energía de auto-sanación son algo que todo el mundo de todas las edades pueden empezar a realizar.

Si bien, el miedo puede debilitar nuestros campos electromagnéticos, el amor, la intimidad y la vulnerabilidad social pueden fortalecerlos. Lo más importante que podemos hacer es enfocarnos en mejorar nuestra salud, estado mental y exposición a la naturaleza. Siempre tenemos control sobre nuestro futuro, incluso si el público en general se dirige en otra dirección.

Aquí hay algunas ideas para darnos una oportunidad y luchar contra esto:

  1. No viva cerca de una torre celular o mini estación.
  2. Compre un escudo EMF y continúe midiendo los niveles de radiación dentro de los 100 metros de su hogar.
  3. Coma saludablemente y tome suplementos inmunoestimulantes.
  4. Pase tiempo en el bosque.
  5. Abstenerse de usar su teléfono celular durante largos períodos, incluso tener su teléfono celular en su habitación.
  6. Cuando viaje con su teléfono celular, guárdelo en una bolsa protectora EMF.
  7. Considere comprar un poco de Orgonita, que supuestamente dispersa los campos electromagnéticos y los convierte en beneficiosos. El Dr. Wilhelm Reich desarrolló este compuesto único.
  8. Infórmese continuamente sobre la industria inalámbrica y el apoyo del gobierno a este insano esfuerzo.
  9. Mantenerse fuerte, alejado del miedo y continuar mejorando la vibración positiva a través del pensamiento positivo, el perdón y una mayor atención hacia la salud mental, emocional y física.

Paul Wagner es un lector intuitivo, clarividente y un escritor ganador del premio EMMY en 5 ocasiones. Creó “Las cartas de personalidad”, un poderoso Tarot que es útil en la vida, el amor y las relaciones. Paul estudió con los maestros de Lakota en Pecos Wilderness, quienes cultivaron sus habilidades empáticas y le enseñaron los rituales sagrados. Ha vivido en Ashrams con maestros iluminados, incluida Amma, la Santa Abrazante, a quien le proporcionó notas clave en sus eventos mundiales. Paul recorre el mundo dando conferencias sobre la liberación espiritual, y con amor ofrece lecturas intuitivas y entrenamiento inspirador para ayudar a otros con el autodescubrimiento, la toma de decisiones, la curación y el perdón. Obtenga más información en PaulWagner.com

Fuente: https://www.gaia.com/es/es/article/riesgos-para-la-salud-del-5g?fbclid=IwAR0WSoAvMH53gWn8xgR1srzcfnMRnN1XvvpB3LgVro7-QW0CUNVwhGCl2Tc#.Xijv2qTze9A.facebook

Creada la Oficina Nacional de Prospectiva y Estrategia de España

Comments off

LA PROSPECTIVA DE PAÍS COMO TRANSFORMADOR DEL PRESENTE

Firmado por: ANDRÉS MONTERO   viernes 17 enero 2020 Presidente de la Fundación Concepto. Prospectivista, ha dedicado 20 años al estudio del futuro y la innovación. Pionero en la implantación de metodologías…

 El recién constituido Gobierno de Pedro Sánchez en España ha abordado entre sus primeras decisiones la creación de una Oficina Nacional de Prospectiva y Estrategia de País, que dependerá directamente de la Presidencia del Gobierno. Es una de esas iniciativas llamativas en la forma, y seductoras por la mística que siempre rodea a los conceptos de prospectiva y de estrategia, que puede traducirse en un desarrollo meramente testimonial y cosmético, o bien convertirse en un motor para la transformación social, un mecanismo poderoso para elaborar el andamiaje sobre el que empezar a construir futuribles alineados con los intereses estratégicos de un país a largo plazo.

El mero concepto de las oficinas nacionales de prospectiva, denominadas genéricamente en inglés foresight units, no representa una novedad radical, aunque la utilización que se haga de ellas sí puede aportar sustantivos avances no sólo en la manera que tiene un país de conducirse en los escenarios globales sino, aunque parezca sorprendente a primera vista, en la propia definición que tenga ese país de sí mismo en el presente: para construir un futuro deseado, primero hay que partir de un diagnóstico del presente, de una definición del punto desde el que arrancarán los futuribles que la prospectiva ayudará a proyectar.

Las oficinas de prospectiva incardinadas en las administraciones públicas ya llevan años funcionando en países de Europa o Latinoamérica, con mayor o menor influencia en la materialización de políticas transformadoras. Es cierto que muchas de las experiencias han estado demasiado ancladas en la prospectiva tecnológica y científica, sin alcanzar (como parece ser la nueva intención española) a conformar una visión transformadora de todo un país.

Por lo que respecta a unidades con propósito integrador y comprehensivo de políticas públicas, y no sólo tecnológicas o científicas, en Francia disponen desde 2013 del Comisariado General de Estrategia y Prospectiva; en Reino Unido tienen el Horizon Scanning Programme Team, que integra esfuerzos prospectivos de varios departamentos ministeriales; en la Comisión Europea opera desde 2014 el European Political Strategy Centre, con misiones de prospectiva estratégica.

En el terreno más científico y tecnológico, donde ha sido más habitual encontrar estas oficinas asociadas a la gobernanza de un país, en Colombia ha venido funcionando el Programa Nacional de Prospectiva, adscrito al organismo público Colciencias; en Argentina, la Subsecretaría de Estudios y Prospectiva, adscrita al Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación; en Brasil iniciaron en 1998 el Proyecto Brasil 2020, dirigido por la Secretaría de Asuntos Estratégicos de la Presidencia de la República.

El nuevo proyecto español se plantea un horizonte más relacionado con el progreso transformador para aportar valor diferencial a escala global que con la dedicación de la prospectiva exclusivamente al progreso tecnológico y científico; por más que este progreso sectorial, igual que otros, formen parte de las innovaciones que deben incumbir a cualquier iniciativa de prospectiva de país. De hecho, la tecnológica o científica, como vemos, ha venido siendo protagonista en la mayoría de los países, y España en eso no ha sido distinta, por ejemplo, a Colombia o Argentina, al disponer del Observatorio de Prospectiva Tecnológica Industrial, entre otras iniciativas departamentales.

Ahora, por tanto, la novedad es asumir la prospectiva no como un esfuerzo específico de una dimensión concreta del conocimiento y del progreso sociales (ciencia o tecnología), sino como un conjunto de metodologías para vehicular políticas transformadoras que contribuyan, primero, a definir, y después a servir de brújula en la construcción de un futuro para el país; es decir, para llevarlo de un escenario de partida en el presente a otro de progreso en el futuro, futuro que en el proyecto español se ha establecido con un horizonte de 30 años.

En este contexto, aparece un elemento que probablemente no ha sido planificado ni explícito, siquiera imaginado, en la ideación de la nueva Oficina Nacional, pero que muestra trazas de ser todo menos casual, de haberse gestado como resultado de dinámicas transformadoras que ya están subyacentes en el país y que están pidiendo mirar al futuro no para contemplarlo, sino para construirlo. Ese elemento es que el proyecto anunciado aparece en un momento que muchos observadores y analistas están contemplando en lo social y lo político como una ‘segunda transición’. No parece que sea casualidad que el primer Instituto Nacional de Prospectiva en España se constituyera, también con adscripción a Presidencia del Gobierno, durante el mandato de Adolfo Suárez, quien fuera llamado a pilotar la denominada Transición española a la democracia, que siempre ha sido reconocida como un modelo para países hermanos en Latinoamérica que atravesaron procesos político-sociales similares.

Es cierto que la oficina de Suárez estaba más centrada en la planificación económica, y que la iniciativa del presidente Sánchez tiene, al menos intencionalmente, un enfoque integral de políticas transformadoras; también que la transición a la democracia desde la Constitución Española de 1978 no es equiparable a la alegoría presente de la segunda transición, vinculada sobre todo al modelo territorial, a un nuevo escenario productivo-laboral, a la transición ecológica, a los nuevos derechos civiles y, principalmente, a una nueva política centrada en la justicia social.

Sin embargo, no deja de ser evocador contemplar cómo la primera foresight unit integral de la Presidencia del Gobierno 2020 llega en un momento de visible transición, igual que emergió en 1979 la Oficina de Prospectiva del Gobierno: entonces en la transición a la democracia; ahora, en un momento en el que en España están debatiéndose intensamente modelos de transformaciones sociales y políticas hacia un futuro más o menos cercano.

Es interesante este paralelismo, aunque sea simbólico, entre los gobiernos de Suárez y Sánchez; entre la transición a la democracia de 1978 y la transición al futuro de 2020; porque la elaboración de una ‘Estrategia España 2050’, que probablemente será el primer producto a cargo de la nueva oficina, tendrá que comenzar definiendo al país en el presente pero, sobre todo, cómo se pretende que vaya transitando hacia el futuro. Y esa tarea puede hacerse limitándose a cubrir el expediente, elaborando una estrategia que sea correcta y admisible en lo formal; o puede desarrollarse con profundidad metodológica y alcance transformador.

Puede parecer paradójico, pero la prospectiva es más una transformación del presente que del futuro, pues el futuro todavía está por venir y el presente, en cuanto se define, ya se está transformando. Porque es, ante todo, un conjunto de metodologías dispuestas para construir un futuro, no únicamente para planificarlo. En esa construcción, mediante una serie de técnicas se recrean varios futuros posibles (futuribles), y se pone la brújula rumbo al más deseable; pero sobre todo se establece qué recursos, de qué manera y mediante qué actores se maximizará la probabilidad de que al final del camino el futuro planificado como objetivo deseable sea, efectivamente, el futuro posible. Esto implica, por tanto, tener un idea inicial de país y una visión más o menos nítida del horizonte hacia el que se le pretende conducir, articulando las políticas transformadoras necesarias para lograrlo, así como los mecanismos para gestionar las desviaciones e imponderables que toda construcción del futuro desde un presente debe, en la medida de lo factible, intentar anticipar.

De esta forma, el reto puede no ser tan formidable mirando hacia el futuro al que se quiere llegar como definiendo el presente desde el que se pretende partir. Pongamos, por ejemplo, el modelo territorial como un eje vertebrador de la transición de España (o de cualquier otro país) hacia su futuro; también podrían traerse a colación la transición ecológica, o la evolución de la propia democracia como espacio de ejercicio de derechos y libertades.

Es evidente que el futuro de España en un escenario global, por ejemplo en sus relaciones con cuatro de sus polos prioritarios de política exterior (Latinoamérica, Norte de África/Mediterráneo, Unión Europea y espacio transatlántico), estará condicionado por cómo defina y articule la prospectiva de su modelo territorial. La eventual Estrategia España 2050 lo tendrá relativamente sencillo para definir el punto de partida en este modelo (el Estado de las Autonomías), ¿pero será capaz de establecer cómo evolucionará ese modelo en el corto y medio plazo? Este eje evolutivo de España no es baladí y, al igual que otros, tiene que ser al menos vislumbrado en un ejercicio de prospectiva, puesto que los actores políticos e institucionales, además de sus estrategias, intenciones y capacidades, son ingredientes ineludibles en cualquier modelo prospectivo que tenga unas mínimas pretensiones metodológicas de capacidad predictiva y transformadora.

Es bien posible introducir escenarios diversos que contemplen las posibles evoluciones de las políticas transformadoras a aplicar en función de si el modelo territorial evoluciona hacia un autonomismo ampliado y reforzado, hacia una monarquía federal o hacia cualquier otra propuesta. Lo más relevante es no dejarse ninguna posibilidad fuera del marco de planificación, al menos de las que sean visibles, puesto que los sucesos imprevistos siempre acaban llegando para poner a prueba la capacidad anticipativa del juego de escenarios que se ha proyectado.

Fuente: Agenda Pública / Agenda Política / El País

Lo mejor de CES 2020

Comments off

Premiamos lo mejor de CES 2020

Por Digital Trends en Español  9 de enero 2020 6:00AM PT

 

El CES 2020 fue la primera exhibición de tecnología de la nueva década y ya está sentando las pautas para los próximos 10 años. Los anuncios de productos habituales fueron eclipsados por una oleada de tecnologías innovadoras e incluso, a veces, extrañas. Montamos una bicicleta eléctrica que se desliza sobre el agua, usamos una laptop que parece una libreta Moleskine y vimos un televisor que se puede usar verticalmente, al estilo de un teléfono.

Sin embargo, la mejor tecnología tenía metas más elevadas. Presenciamos conceptos creados para cambiar vidas, que nos recordaron que lo mejor que se puede hacer con la tecnología es resolver problemas del mundo real. Y no nos referimos a molestias pequeñas, sino a temas que tienen un impacto sobre nuestras vidas y nuestro mundo.

Esta es la mejor tecnología del CES 2020.

Ganador de CES 2020: Prótesis BrainCo

Tal vez el nombre de la compañía suene como si lo hubiera inventado un niño, pero la tecnología sin duda es de otro mundo. BrainCo se especializa en interfaces cerebro-máquina, y aprovechó esa experiencia para crear una prótesis controlada completamente con los pensamientos del usuario. La innovación se presentó en el CES 2019 como un prototipo; este año BrainCo afirmó que comenzará la producción y anticipa la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos este año. Pasamos por su stand y nos quedamos impactados al darle la mano a una persona con el brazo amputado que después trazó unos caracteres chinos exquisitos gracias a su miembro nuevo. Además de increíble, también es asequible: las prótesis tradicionales cuestan alrededor de $40,000 dólares, de acuerdo con Max Newlon, presidente de la compañía. El brazo de BrainCo costará $10,000 dólares. Eso sí que es impresionante.

Audio: Barra de sonido Elevate de Vizo

Desde hace años, Vizio ha sido líder en barras de sonido, pero recientemente la compañía ha mejorado muchísimo, ofreciendo funciones de vanguardia como sonido Dolby Atmos y conexión wifi a precios que hacen que muchos competidores parezcan simplemente codiciosos. En el CES 2020, Vizio lució una línea de barras de sonido totalmente reinventadas, con un elegante aspecto nuevo color negro mate y tres series nuevas con funciones impresionantes. Sin embargo, su barra de sonido Elevate es por mucho la estrella. La Elevate incluye altavoces superiores que, además de ser simplemente geniales, pueden adaptar el sonido automáticamente, girando hacia arriba para proyectar el sonido hacia el techo para crear un audio 3D y volviendo hacia adelante para ofrecer más potencia y musicalidad cuando estás disfrutando de tus canciones favoritas. Aparte de eso, la Elevate tiene muchas otras funciones de primera como un control remoto retroiluminado, una entrada para tu bocina inteligente y una conexión HDMI eARC para ofrecer Dolby Atmos sin compresión, sonido DTS:X y una sincronización de audio perfecta con televisores compatibles. Aún no sabemos cuál será el precio de esta impresionante barra (cruzamos los dedos para que la tradición de Vizio continúe), pero la Elevate es un increíble espécimen de audio que se lleva la medalla de oro.

Auto: Motocicleta Hypersport de Damon

Es cierto. El mejor producto automotriz del CES 2020 fue una motocicleta, pero creemos que estarás de acuerdo en que se merece la distinción. Mientras otras compañías jugueteaban con las motocicletas eléctricas, Damon se dedicaba a crear la primera motocicleta capaz de alterar su forma – y además también es eléctrica. Parece una exageración, pero tras haberla probado, estamos de acuerdo en que todo lo que se diga de ella es cierto. El vehículo literalmente se transforma debajo de uno, cambiando de una moto deportiva sobre la que vas encorvado a una moto sencilla en la que te sientas derecho. Como puede corroborar cualquier motociclista con muñecas adoloridas tras andar por horas en la carretera, esto representa un cambio radical en términos de comodidad. Pero Damon no se detuvo ahí. La Hypersport también es la primera motocicleta que incorpora importantes funciones de seguridad que ya existen en los autos desde hace décadas. Unas luces LED en el parabrisas se encienden cuando hay un vehículo en tu punto ciego, y los manubrios vibrarán con urgencia si te diriges hacia un obstáculo que no ves. Agrega a esto un tren de potencia que te permite alcanzar los 322 kilómetros por hora; esta moto tiene algo para todos. ¡Estamos listos para darles nuestro dinero! $24,995 dólares, para ser exactos.

Realidad aumentada/realidad virtual: Visor de realidad virtual Pimax 8K X

Las cosas no han sido fáciles para Pimax. La campaña de Kickstarter de la compañía, que prometía el primer visor de realidad virtual con resolución 8K, fue bien recibida. No obstante, las opiniones dejaron de ser tan buenas cuando el lanzamiento programado para enero de 2018 no sucedió. Ahora, en CES 2020, es una realidad. El Pimax 8K X ofrece 8K y un campo de visión de 200 grados, especificaciones muy superiores al Valve Index o el Oculus Quest. Una mayor resolución representa una diferencia notable en la nitidez de las imágenes. Textos pequeños o detalles que en la mayoría de los visores de realidad virtual son difíciles de distinguir se ven increíblemente claros en el Pimax 8K X. El mayor campo de visión no sobresale al principio, pero lo apreciarás una vez que te acostumbres al mundo virtual, pues ahora puedes aprovechar tu visión periférica. Puedes utilizar el Pimax 8K X con plataformas de Steam VR y Oculus, y el visor es compatible con estaciones base y controles Valve Index. Puedes hacer tu pedido del Pimax 8K X por $1,299 dólares. Quienes aportaron a la campaña de Kickstarter recibirán los suyos primero; los pedidos nuevos serán enviados en primavera.

Computación: ThinkPad X1 Fold de Lenovo

La ThinkPad X1 Fold realmente no parece laptop. Por fuera parece una libreta elegante, y al abrirla tiene el aspecto de un teléfono Galaxy Fold muy grande. No obstante, Lenovo creó algo mucho más útil. Su hermosa pantalla 4:3 de 13 pulgadas puede ser utilizada como tableta cuando la sostienes en tus manos, o, si la colocas en su base, es como una pantalla en tu escritorio. De manera similar, el teclado magnético puede unirse a la parte inferior del dispositivo para que lo uses como laptop, o ser usado como accesorio inalámbrico. Es tableta, laptop y computadora de escritorio, todo en uno. Quizá eso suene atrevido. Quizá suene radical. Pero cuando tuvimos una en nuestras manos, nada hizo que el futuro de las laptops nos emocionara más que la X1 Fold.

Tecnologías emergentes: Exoesqueleto robótico de Sarcos

No es la primera vez que vemos exoesqueletos en el CES. Incluso los hemos probado. Sin embargo, el Guardian XO es diferente. Es el primer exoesqueleto de cuerpo entero disponible a la venta en el mundo, y es realmente increíble.

¿Recuerdas esos exotrajes que usaron Tom Cruise y Emily Blunt en Edge of Tomorrow? ¿Qué tal la cargadora de Aliens, de James Cameron? El exoesqueleto robótico de Sarcos es lo mismo, pero con menos armas y mejor pintura. Es la encarnación en el mundo real de todos los conceptos de las películas de ciencia ficción que nos han hecho salivar durante décadas, y es una obra maestra tecnológica.

Una vez puesto, no necesitas tocar palanca o botón alguno. Puedes moverte como lo harías normalmente, y el traje instantáneamente aumenta ese movimiento con sus macizos músculos mecánicos.

Desafortunadamente, es probable que no puedas comprarte uno (actualmente uno cuesta alrededor de $100,000 dólares), aunque existe la posibilidad de que este año veas alguno en el aeropuerto. Delta Airlines llegó a un acuerdo con Sarcos para equipar a los empleados de la compañía con estos trajes de ciencia ficción, así que búscalos la próxima vez que vayas a viajar.

Electrodomésticos: Enfriadora Juno

A veces, simplemente necesitas una cerveza helada. Cuando vas a la tienda y no están frías, lo más probable es que tengas que esperar a que al menos una alcance la temperatura adecuada antes de beberla. No te preocupes, ¡llega la enfriadora Juno al rescate! Este pequeño aparato puede enfriar una lata de cerveza en alrededor de dos minutos, y si tienes algo más grande, como una botella de vino, solo tardará cinco minutos para que alcance una temperatura perfecta. Valiéndose de la tecnología termoeléctrica, la enfriadora Juno nos mostró en el CES 2020 que el frío se lo toma en serio. Es impresionantemente veloz y efectiva para eliminar el calor: en la demostración, convirtió un café caliente en un café helado. Aunque su propósito no es sustituir al refrigerador, hay situaciones en los que será tu mejor amiga. Nunca te volverás a quedar sin bebidas frías en una fiesta gracias a la Juno. Actualmente puedes hacer un pedido anticipado por $200 dólares; estará disponible en verano de 2020.

Teléfono: Samsung Galaxy S10 Lite y Note 10 Lite

Samsung se establece en el campo de los dispositivos insignia asequibles con el anuncio del Galaxy S10 Lite y el Note 10 Lite. El hecho de que la compañía esté estrenando no uno sino dos “insignias asequibles” es parte de su esfuerzo por optimizar sus productos móviles y llegar a todos los segmentos adecuados.

Se tomaron algunas decisiones curiosas en lo referente a las especificaciones, como una cámara principal de 48 MP en el S10 Lite y un procesador Exynos en el Note 10 Lite. Sin embargo, ambos cuentan con cámaras triples, pantallas AMOLED HD+ (2,440 x 1,080 pixeles) de 6.7 pulgadas y baterías de 4,500mAh. Están equipados con procesadores insignia de 2018: el S10 Lite y el Note 10 Lite usan el Snapdragon 855 y el Exynos 8895, respectivamente. Además, el Note 10 Lite incluye una S Pen, con toda la funcionalidad que eso implica.

Estos teléfonos ofrecen mucho poder y son una buena opción para aquellos que buscan una experiencia excelente pero no quieren gastar $1,000 dólares en un teléfono.

Fotografía: Cámara de acción Insta360 One R

Las cámaras de acción han avanzado mucho en la última década. Tanto, que es difícil encontrar innovaciones en este tipo de productos. Sin embargo, Insta360 ofrece un nuevo ángulo en forma de su útil diseño modular. La Insta360 One R se divide en varios componentes específicos. El cuerpo alberga los componentes electrónicos y una pequeña pantalla de una pulgada. Eso se une al lente. Luego está la batería, que sujeta y une estas partes. Insta360 ha creado la One R con muchas opciones. Puedes elegir entre un gran angular 4K 360 grados o un lente de 5.3K diseñado en colaboración con Leica. También hay una base de batería extendida, e Insta360 asegura que en el futuro habrá más opciones disponibles. La Insta360 One R es a prueba de agua en una profundidad de hasta cinco metros, ofrece tecnología de autoencuadre y autoedición, puede ser controlada con la voz y soporta HDR. Es una verdadera cámara insignia de acción. Su precio comienza en los $299.99 dólares.

Montable: eBike Hydrofoiler XE-1 de Manta5

Existen dos tipos de montables. Los prácticos y aburridos, o los poco prácticos y excesivamente divertidos. La Manta5 pertenece a la segunda categoría. Es una eBike para andar sobre el agua en lugar de sobre tierra. ¿Cómo? Hidroalas. Son como alas pero funcionan en el agua, y son el secreto que hace que la Hydrofoiler XE-1 de Manta5 sea tan, pero tan divertida. Cuando pedaleas, las hidroalas elevan el vehículo hacia arriba, fuera del agua. Cuando te das cuenta ya vas deslizándote por encima de la superficie. Es una mezcla brillante de tecnologías prestadas de vehículos aéreos, acuáticos y terrestres. La experiencia montándola no se parece a nada que hubiéramos probado antes. Claro, es como andar en bicicleta, porque vas sobre un asiento, sosteniendo manubrios y pedaleando. Pero se siente completamente diferente y se maneja más fluidamente que una bicicleta con ruedas. Pero además del manejo fluido, la XE-1 brinda esa sensación juguetona de una bicicleta de montaña, mezclada con la suave sensación de una tabla de surf. Es conocido y extraño al mismo tiempo, y por eso es un paseo emocionante que recordarás por mucho tiempo.

Casa inteligente: Cerradura inteligente Lockly Vision

Existen bastantes cerraduras inteligentes, pero ninguna tiene tantas funciones como la Lockly Vision, presentada en el CES 2020. Lockly ha tomado toda la experiencia obtenida con sus cerraduras inteligentes anteriores, incluyendo el desbloqueo con huellas dactilares, y le ha agregado una cámara, así que también puede hacer las veces de un videotimbre. En lugar de tener que comprar una cerradura inteligente y un videotimbre, este producto lo tiene todo en uno. Es la mejor cerradura inteligente para cualquier hogar, incluyendo aquellos que tengan actividades de Airbnb, pues también puedes programar códigos pin con límite de tiempo. La cámara te permite ver quién está en la puerta y monitorear quién entra y sale. Por si no fuera suficiente, no requiere de un puente para el acceso remoto, se puede abrir manualmente con una llave y ofrece almacenamiento local, ¿qué más necesitas en una cerradura inteligente?

Salud: Reloj Withings ScanWatch

Withings ha complementado el ingenioso diseño de su smartwatch inteligente agregando más funciones y sensores para cuidar la salud y expandiendo la pantalla PMOLED. El nuevo Withings ScanWatch ostenta un sensor SpO2 que mide la saturación de oxígeno en la sangre mientras duermes. Con frecuencia, la apnea del sueño no es diagnosticada, y hasta un 80 por ciento de quienes la padecen no lo saben, así que este podría ser un importante sistema de alerta temprana. El sensor de frecuencia cardiaca también puede monitorear los latidos irregulares y potencialmente detectar la fibrilación atrial. Gracias a todo esto, además de los sistemas de monitoreo habituales de aptitud física, el Withings ScanWatch es un dispositivo sumamente atractivo para aquellos preocupados por su salud. Su precio comenzará en los $250 dólares cuando salga a la venta este año.

Video: Tecnología de visualización Vidrian mini-LED de TCL

Esta decisión no fue nada sencilla. Una vez más, el CES ha demostrado ser el mejor lugar para ver tecnología de televisión increíble – la OLED de LG que se desenrolla, la tecnología ULED XD de dos paneles de Hisense y el Q950TS de Samsung fueron particularmente impresionantes. Sin embargo, tras una cuidadosa deliberación, hemos elegido a la tecnología de visualización Vidrian mini-LED de TCL como lo mejor del CES 2020 en la categoría de video. Seguimos impresionados por el hecho de que TCL haya sido la primera compañía en llevar el mini-LED al mercado, y con esta nueva versión en la que la retroiluminación de alrededor de 25,000 mini-LEDs está montada directamente en un sustrato de cristal. Para poner las cosas en perspectiva: casi todos los televisores tienen unos cuantos cientos de retroiluminadores LED estándar. Con 25,000 retroiluminadores miniaturizados montados en el cristal, TCL no solo tiene un control increíble sobre la luminosidad, sino que elimina varias capas en el panel de cristal líquido. El resultado es el televisor de cristal líquido más cercano a OLED que jamás hayamos visto. Impresionante.

Vestible: Reloj On Fadelite de Diesel

Al aprovechar lo que hace exitosos a sus relojes tradicionales, Diesel le ha dado al On Fadelite un atractivo rara vez visto en un smartwatch. Su esquema de colores translúcido es increíble; el modelo transparente con acabado arcoíris realmente destaca en la muñeca. La edición especial creada en colaboración con un artista de las redes sociales hace a la gama aún más atractiva. Aunque quizá tecnológicamente no sea lo más innovador, el On Fadelite difumina la distinción entre los relojes tradicionales y los inteligentes como pocos pueden hacerlo. Diesel saca provecho de sus conocimientos de la moda, demostrando lo bien que entiende las tendencias, los colores y la necesidad de llamar la atención de sus fans. Pocos fabricantes de relojes inteligentes lo hacen con el éxito de Diesel, y el On Fadelite es el mejor que hemos visto de esta compañía hasta ahora.

Tech for Change: Impossible Pork

Si crees que la Impossible Pork no es más que una evolución menor de la Impossible Burger 2.0, estás en un error. Esto es importante.

¿Por qué? Además de ser ridículamente deliciosa, es una gran victoria para el medio ambiente. Aunque los estadounidenses prefieren la res y el pollo, en realidad la carne de cerdo es la más popular y la más consumida en todo el mundo. Eso significa que la producción de cerdo es una de las causas más grandes de destrucción ambiental en el planeta.

La Impossible Pork tiene el potencial de reducir ese daño al ofrecer a los amantes del cerdo una alternativa hecha de plantas que es imposible de distinguir de la verdadera carne de porcino. Nosotros probamos la Impossible Pork este año en el CES y nos impresionó lo convincente que es.

Su sabor, su textura, su contenido de grasa y hasta su color son tan precisos que no encontramos diferencia alguna. Pronto, tomar la decisión ecológica no implicará sacrificar el sabor. Si hubo algo en el CES con el potencial de impactar el cambio climático en el futuro cercano, es esto.

https://es.digitaltrends.com/features/lo-mejor-de-ces-2020/?fbclid=IwAR3z4mz1Qa674IB6f1zQ-9QvVbw2G9gVV4_KDt-k-kWQQUEHV7dCC0jFSHM

Importancia de la mirada subjetiva y cualitativa

Comments off

LA SUBJETIVIDAD DE LO CUALITATIVO

Escrito por Leonor Ruiz
Artículo escrito para la Revista AEDEMO. Fuente: https://soulsight-thoughts.com/la-subjetividad-de-lo-cualitativo-947aacd9f9fc / Photo by Eriks Abzinovs on Unsplash

¿Existe algo que no midamos hoy? Contamos, medimos y analizamos casi todo lo que está a nuestra mano. Sabemos cuántos pasos damos al día, cuantos clicks dan a nuestras fotos y quien los da, cuantas personas entran en nuestra web o compran un producto, cuántos animales hay en extinción, la frecuencia de uso de un automóvil, qué opinamos, que nos gusta y qué no nos gusta… medimos, medimos, medimos. Lo sabemos casi todo, o eso creemos.

Este afán por clasificar, medir y contabilizar no es nada nuevo, es algo intrínseco al ser humano. Desde hace muchos años, los primeros científicos se dedicaron a observar, experimentar, clasificar y medir todo cuanto estaba a su alcance. Hemos ido midiendo todo cuanto hemos podido hasta llegar a donde nos encontramos hoy, en donde la investigación pasó de ser una práctica científica a una práctica generalizada en todos los sectores, fundamento de prácticas estratégicas y tácticas de peso en casi todas las organizaciones.

Si hay un sector que se ha beneficiado de la medición ha sido la publicidad, donde su establecimiento como doctrina tal cual conocemos ahora, tiene sus remontes desde la época de Edward Bernays (doble sobrino de Sigmund Freud) y bien conocido como “el padre de la manipulación masiva” y las relaciones públicas. Antes de Bernays, los americanos no desayunaban tortitas con bacon, ni las mujeres fumaban porque estaba mal visto en la sociedad de esa época. Gracias a la influencia freudiana donde supo que existían pulsaciones inconscientes que gobiernan gran parte del comportamiento humano y fue maestro en conseguir que estas pulsaciones fueran susceptibles de ser manejados para conseguir ciertos comportamientos. Fue capaz de vincular esas marcas con los deseos más profundos de las personas.

La publicidad no ha cambiado mucho desde entonces, la diferencia es que nos hemos centrado en obtener información pero no ese conocimiento profundo del que hablaba Bernays sobre lo que realmente mueve a una persona. Nos hemos creído que tener datos, datos, datos y más datos, nos hace saber más, pero las personas no ni se estructuran así. Sumado a ello, con la digitalización, además de sentirnos capaces de tener toda la información disponible en un tiempo record y hacer investigaciones en tiempo real desde cualquier sitio del mundo, hemos sido capaces de almacenar toda esa información, compartirla, compararla y actualizarla al pedir de un click.

Toda esta maravillosa información consigue contextualizar lo macro, situarnos y darnos un punto de vista proporcional que siempre nos ayuda a planificar y seguir observando por dónde creemos que va el mundo. Nos permite seguir navegando en el capitalismo dejando de lado cualquier opción “no establecida”, cualquier opción “no cuantificable” o que no se le pueda asignar un número, poniéndose así en contra de la singularidad o lo cualitativo.

Es por eso que, aún con tantos datos y tanta información, seguimos sin resolver algunos de los mayores y más grandes problemas en el mundo. Es por eso que nos hemos dado cuenta que esos datos no nos van a dar mucho más. Los datos cuantitativos nos han ayudado a establecer lo que consideramos nuestro “corto, medio y largo plazo”; nos han ayudado a meternos en un loop intenso de sobre explotación de información y caos en la toma de decisiones. Mas claramente: muchas veces ya no sabemos cuál información es real y si esa información nos vale para tomar decisiones en el mundo de hoy al tiempo de hoy. Y más aún nos preguntamos ¿Qué hacemos con tanta información?


Hablamos de significados, de conceptos, de símbolos, metáforas, perspectivas y descripciones, no de cantidades. Y es ahí donde reside la creatividad, lo accionable: en los matices, no en las cantidades. ¿Hay algo mejor que esto para la estrategia de las marcas y publicidad? No.


Todos estos datos, toda esta información, no son más que eso sin la subjetividad, a lo que llamamos investigación cualitativa. La subjetividad bien descrita por Guattari ha sido a lo largo de los años desplazada porque nadie quiere meterse en aquello que es difícil de medir, de ponerle un número y hasta un precio… aún sabiendo que ahí reside el dato verdadero y la información más veraz. En lo cualitativo reside lo relacional, la creatividad, lo diferente, lo individual. Por el contrario en lo cuantitativo reside lo transaccional.

Si lo que realmente queremos es ampliar el conocimiento sobre algo, tenemos que investigar, dicho significativamente: conocer en profundidad algo y en lo cualitativo es dónde está lo profundo. Un dato es solamente información, el “por qué” de ese dato es conocimiento.

En una investigación cuantitativa resultante generalmente de preguntas cerradas no existe esa “conversación” necesaria para obtener profundidad en la exploración. Ahora os pregunto ¿Se tiene igual una conversación cara a cara que una conversación por WhatsApp?

La investigación cualitativa es una investigación exploratoria que va descubriendo hipótesis a la vez que avanza la investigación. No valida un concepto que quieres encontrar, sino que requiere de apertura para encontrar hipótesis que probablemente no se esperaban. Es una investigación intuitiva y profunda. Hablamos de significados, de conceptos, de símbolos, metáforas, perspectivas y descripciones, no de cantidades. Y es ahí donde reside la creatividad, lo accionable: en los matices, no en las cantidades. ¿Hay algo mejor que esto para la estrategia de las marcas y publicidad? No. Por eso este tipo de investigación, ha resurgido desde las cenizas para volver a educarnos sobre lo que es realmente importante.

Hoy en día, muchas prácticas estratégicas y creativas como el diseño estratégico, utilizan la investigación cualitativa a la cual se le suele dedicar la mayoría del tiempo de un proyecto. El factor tiempo es crucial, la dedicación para una investigación cualitativa no es igual que una cuantitativa. Si queremos que sea realmente útil requiere mucha dedicación, porque hay que pensar en personas, hablar, conversar, pensar preguntas, saber leer las respuestas y a las personas, analizar la información, conectar los puntos y en definitiva, hacerlo con cariño.

En la creatividad la intuición importa y mucho… En una investigación cualitativa también; si nos metemos en una conversación con una persona, hemos de tener la intuición suficiente para ser capaces de conducir la conversación por donde intuyamos que puede resultar más interesante o donde creemos que podemos encontrar profundidad, así como para saber leer a la persona y descubrir sus matices, su perspectiva ya que desde esa perspectiva es desde donde ve el mundo y cuenta su historia.

Las historias dan sentido y sí, también se pueden convertir en estrategias. La publicidad y la estrategia están fundamentadas en historias conectadas entre historias y conectadas a la marca. Con la investigación cualitativa ética, podría re-surgir un nuevo modelo de publicidad más transparente, más singular y más relacional. Una publicidad que no nos haga comprar, sino que nos haga imaginar futuros con narrativas diferentes en donde las marcas encuentren también su sitio.

Tenemos que forjar nuevos paradigmas de análisis en donde la subjetividad nos diga el por qué y los datos nos digan el cómo. Tenemos que volver a apreciar la singularidad de las prácticas humanas en función a criterios que no tengan por qué ser cuantificables.

Leonor Ruiz
Estrategia e innovación en Soulsight
www.soulsight.es

Futuro del socorro en casos de desastres naturales

Comments off

Fuente imagen: MIT Chita III, Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT)

Entre 2005 y 2014, los desastres naturales se han cobrado la vida de más de 700.000 personas y han causado daños totales de más de 1,4 billones de dólares.

Durante los últimos 50 años, la frecuencia de los desastres naturales registrados se ha quintuplicado.

Y a medida que los incendios forestales se vuelven cada vez más indomables, causando estragos en regiones como el Amazonas y California, la necesidad de una respuesta rápida y una prevención inteligente es mayor que nunca.

En este blog, voy a explorar cómo las tecnologías exponenciales convergentes (IA, Robótica, Drones, Sensores, Redes) están transformando el futuro del auxilio en el desastre – cómo podemos prevenir la catástrofe en primer lugar y obtener ayuda para las víctimas durante esa primera hora dorada en la que el auxilio inmediato puede salvar vidas.

Aquí están las tres áreas de mayor impacto:

La IA, el mapeo predictivo y el poder de la multitud
Robótica de última generación y soluciones de enjambre
Aviones teledirigidos y suministro inmediato de ayuda
¡Vamos a zambullirnos!

Inteligencia Artificial y Cartografía Predictiva
Cuando se trata de una respuesta de emergencia inmediata y de alta precisión, los datos son oro.

El meteórico ascenso de las redes espaciales, los globos estratosféricos y la infraestructura de telecomunicaciones 5G ya está en proceso de conectar a cada uno de los últimos individuos del planeta.

Sin embargo, además de democratizar la información del mundo, este aumento de la conectividad pronto le dará a cualquiera la capacidad de transmitir datos detallados etiquetados geográficamente, en particular a los más vulnerables a los desastres naturales.

Armados con el poder de la transmisión de datos y la fuerza de la multitud, las víctimas del desastre ahora juegan un papel vital en la respuesta de emergencia, convirtiendo una operación de rescate ciego de una sola dirección en un diálogo bidireccional entre las multitudes conectadas y los sistemas de respuesta inteligente.

Sin embargo, con una abundancia vertiginosa de datos, viene un nuevo paradigma: uno en el que ya no nos enfrentamos a la escasez de respuestas. En cambio, lo que más importa es la calidad de nuestras preguntas.

Aquí es donde entra la IA: nuestro mecanismo minero.

En el caso de la respuesta de emergencia, ¿qué pasaría si pudiéramos trazar un mapa estratégico de una cantidad casi infinita de puntos de datos entrantes? ¿O predecir la dinámica de una inundación e identificar los objetivos más vulnerables de un tsunami incluso antes de que se produzca? ¿O incluso amplificar las señales críticas para activar la ayuda automática mediante aviones teledirigidos de vigilancia y alertar inmediatamente a los voluntarios de origen multitudinario?

Ya hay una serie de actores clave que están aprovechando la IA, la inteligencia procedente de la multitud y las visualizaciones de vanguardia para optimizar la respuesta a las crisis y multiplicar las velocidades de socorro.

Tomemos como ejemplo One Concern.

Nacido en Stanford bajo la tutela del destacado experto en IA Andrew Ng, One Concern aprovecha la IA a través de una evaluación analítica de desastres y estimaciones de daños calculadas.

En asociación con la ciudad de Los Ángeles, San Francisco y numerosas ciudades del condado de San Mateo, la plataforma asigna «huellas digitales» únicas y verificadas a cada elemento de una ciudad. Construyendo modelos robustos de cada sistema, la plataforma de IA de One Concern puede entonces monitorear los impactos específicos del sitio, no sólo del cambio climático, sino también de cada desastre natural individual, desde cambios térmicos radicales hasta movimientos sísmicos.

Estos datos, combinados con los de la infraestructura de la ciudad y los desastres anteriores, se utilizan para predecir los daños futuros en una serie de escenarios de desastre, informando sobre los métodos de prevención y las estructuras que necesitan ser reforzadas.

En sólo cuatro años, One Concern ahora puede hacer predicciones precisas con una tasa de precisión del 85 por ciento en menos de 15 minutos.

Y a medida que los dispositivos conectados a la IO y el hardware inteligente siguen creciendo, una floreciente economía de billones de sensores sólo servirá para amplificar la capacidad de predicción de la IA, ofreciéndonos estrategias inmediatas y preventivas mucho antes de que ocurra un desastre.

Por ejemplo, los incendios forestales.

El científico atmosférico Adam Kochanski de la Universidad de Utah y un equipo de investigadores están perfeccionando un modelo computarizado con nuevos datos para predecir cómo se propagarán los incendios y qué eventos climáticos seguirán a su paso.

Iniciando un «incendio prescrito» – un incendio controlado típicamente destinado a la restauración del hábitat en regiones boscosas – el equipo utilizó numerosos Drones equipados con cámaras infrarrojas, escaneo láser y sensores para recolectar datos mientras Kochanski probaba los pronósticos de su modelo predictivo.

Mientras que los datos generados todavía están siendo procesados, el experimento está contribuyendo a los «modelos acoplados de atmósfera-fuego», que aprovechan los datos para determinar cómo los incendios forestales influyen en las condiciones climáticas locales, y la interacción de ambos. Sin embargo, el modelo de Kochanski ya demostró ser notablemente predictivo del comportamiento real del fuego experimental.

Junto con redes robustas de sensores y flotas autónomas de aviones teledirigidos, los modelos informáticos que incorporan las condiciones meteorológicas en la cartografía de incendios forestales de IA podrían ayudarnos a detener los incendios tempranos antes de que cobren impulso, salvando bosques, vidas y hábitats enteros.

A medida que la conectividad móvil y los abundantes sensores convergen con la inteligencia de la multitud minada por la IA, la conciencia en tiempo real sólo se multiplicará en velocidad y escala.

Imaginando el futuro……

En los próximos 10 años, la tecnología web espacial podría incluso permitirnos conectarnos a redes de malla.

Como he explorado en un blog anterior sobre las implicaciones de la web espacial, mientras que las redes tradicionales dependen de un conjunto limitado de puntos de acceso alámbricos (o puntos de acceso inalámbricos), una red de malla inalámbrica puede conectar ciudades enteras a través de cientos de nodos dispersos que se comunican entre sí y comparten una conexión de red de forma no jerárquica.

En resumen, esto significa que los usuarios móviles individuales pueden establecer juntos una red de malla local utilizando únicamente la potencia de cálculo de sus propios dispositivos.

Si se da un paso más allá, una población local de extraños podría transmitir colectivamente innumerables señales de 360 grados a través de una red de malla local.

Imagínese un escenario en el que los ataques armados estallan en distritos urbanos desarticulados, cada grupo de testigos oculares y civiles en riesgo transmitiendo un total de videos de 360 grados, todos alimentados a través de IAs de fotogrametría que construyen un holograma en vivo en tiempo real, dando a los miembros de la familia y a los equipos de respuesta inmediata información completa.

O tome una comunidad costera en medio de lluvias torrenciales y una infraestructura deficiente. Ahora, gracias a una alimentación colectiva en directo, la verificación de los informes de datos se realiza en cuestión de segundos, y la riqueza de los datos estratificados informa a los equipos de respuesta rápida y a las plataformas de IA con una precisión y especificidad increíbles en cuanto a las necesidades de ayuda.

Al unir todas las piezas tecnológicas correctas, podríamos incluso ver el aumento de las entregas automáticas de aviones teledirigidos. Imagínate: la inteligencia de origen multitudinario se compara primero con los datos de los sensores y se verifica algorítmicamente. La IA se aprovecha para determinar las necesidades específicas y el grado de urgencia en coordenadas ultra precisas. En cuestión de minutos, una vez aprobados por el personal, los robots de enjambre se apresuran a recoger los suministros necesarios, equipando a los aviones teledirigidos de tamaño adecuado con la ayuda adecuada para la entrega rápida.

Esto nos lleva a una segunda convergencia crítica: robots y drones.

Mientras que la tecnología de vanguardia de los aviones no tripulados revoluciona la forma en que proporcionamos ayuda, los nuevos avances en la robótica de IA están allanando el camino para las respuestas de emergencia sobrehumanas en algunos de los entornos más peligrosos de la actualidad.

Exploremos algunos de los ejemplos más perturbadores para llegar a la fase de pruebas.

En primer lugar……

Robots autónomos y soluciones de enjambre
A medida que los avances del hardware convergen con la explosión de las capacidades de IA, los robots de socorro en caso de catástrofe están pasando de desempeñar funciones de asistencia a responder de forma totalmente autónoma a un ritmo vertiginoso.

Nacido del Laboratorio de Robótica Biomimética del MIT, el Cheetah III es sólo uno de los muchos robots que pueden formar nuestra primera línea de defensa en todo, desde misiones de búsqueda y rescate en caso de terremotos hasta operaciones de alto riesgo en zonas de radiación peligrosas.

Ahora capaz de correr a 6,4 metros por segundo, Cheetah III puede incluso saltar hasta una altura de 60 centímetros, determinando de forma autónoma cómo evitar obstáculos y saltar obstáculos a medida que se levantan

Diseñado inicialmente para realizar tareas de inspección espectral en entornos peligrosos (piense: centrales nucleares o fábricas químicas), las diversas iteraciones de Cheetah se han centrado en aumentar su capacidad de carga útil, rango de movimiento e incluso una función de agarre con una destreza mejorada.

Pero como explicó el director del laboratorio y profesor asociado del MIT, Sangbae Kim, Cheetah III y las versiones futuras tienen como objetivo salvar vidas en casi cualquier entorno: «Digamos que hay un incendio o una alta radiación, por la cual nadie puede entrar. [Es en estas circunstancias que] vamos a enviar un robot[para] comprobar si hay gente dentro. Y antes de hacer todo eso, la meta a corto plazo será enviar al robot a donde no queremos enviar humanos, por ejemplo, a áreas tóxicas o con radiación leve».

Y el Cheetah III no está solo.

El pasado mes de febrero, la Compañía de Energía Eléctrica de Tokio (TEPCO) puso a prueba uno de sus propios robots.

Por primera vez desde el devastador tsunami de Japón en 2011, que provocó tres erupciones nucleares en la central nuclear de Fukushima, un robot ha examinado con éxito el combustible del reactor.

Al transmitir el proceso con su cámara incorporada, el robot pudo recuperar pequeños trozos de combustible radioactivo en cinco de los seis sitios de prueba, lo que ofrece una promesa tremenda para los planes a largo plazo de limpiar el interior, que aún está muerto.

También fuera de Japón, Mitsubishi Heavy Industries (MHi) incluso está utilizando robots para combatir incendios con total autonomía. En una nueva hazaña notable, MHi’s Water Cannon Bot ahora puede apagar fuegos en sitios de difícil acceso o altamente peligrosos.

Al suministrar espuma o agua a 4.000 litros por minuto y 1 megapascal (MPa) de presión, el Cannon Bot y el Bot de Extensión de Manguera que lo acompaña forman parte incluso de un sistema más amplio de engranaje de IA para llevar a cabo el reconocimiento y la vigilancia de vehículos de transporte más grandes.

A medida que los incendios forestales crecen cada vez más indomables, la producción de grandes volúmenes de tales bots podría ser un verdadero salvavidas. Junto con el mapeo predictivo de incendios forestales de IA y los vehículos autónomos de transporte, no sólo las soluciones como Cannon Bot de MHi salvarán numerosas vidas, sino que también evitarán el desplazamiento de la población y paralizarán el daño a nuestro medio ambiente natural antes de que el desastre tenga la oportunidad de propagarse.

Pero incluso en los casos en los que se necesita un refugio de emergencia, las soluciones robóticas innovadoras (literalmente) son rápidas de rescatar.

Después de múltiples iteraciones de Fastbrick Robotics, el robot de albañilería de extremo a extremo Hadrian X puede ahora construir autónomamente una casa de 180 metros cuadrados totalmente habitable en menos de 3 días. Utilizando un accesorio robótico guiado por láser, el camión todo en uno, cargado con ladrillos, simplemente se dirige a una obra y dirige los bloques a través de su brazo robótico de acuerdo con un modelo en 3D.

Hadrian Bricklaying Robot

Robot albañil de Adriano
Fuente: Robótica de ladrillo rápido (Fastbrick Robotics)

Cumpliendo con las normas de construcción verificadas, Hadrian y otras soluciones similares son muy prometedoras a largo plazo, y pueden desplegarse en todos los sitios de refugiados y regiones que se están recuperando de catástrofes naturales después de un conflicto.

Pero, ¿y si necesitamos construir refugios de emergencia a partir de la tierra local? Marcando una extraordinaria convergencia entre la robótica y la impresión en 3D, el Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña (IAAC) ya está trabajando en una solución.

En una gran hazaña para la construcción de bajo costo en zonas remotas, IAAC ha encontrado una manera de convertir casi cualquier suelo en un material de construcción con tres veces la resistencia a la tracción de la arcilla industrial. Ofreciendo una miríada de beneficios, incluyendo aislamiento natural, bajas emisiones de gases de efecto invernadero, protección contra incendios, circulación de aire y mediación térmica, el nuevo suelo nativo impreso en 3D de IAAC puede construir casas en el sitio por tan sólo $1,000.

Pero mientras que la robótica de vanguardia abre nuevas y extraordinarias fronteras para la construcción de emergencias a bajo costo y a gran escala, los nuevos avances en hardware y computación también están permitiendo la escala robótica en el otro extremo del espectro.

Una vez más, inspirados por fenómenos biológicos, los especialistas en robótica de todo Estados Unidos han comenzado a pilotar pequeños prototipos robóticos para localizar a los individuos atrapados y evaluar los daños a la infraestructura.

Por ejemplo, RoboBees, diminutos bots desarrollados por Harvard que utilizan la adhesión electrostática a «perchas» en paredes e incluso techos, evaluando el daño estructural tras un terremoto.

O el prototipo de Snakebot de Carnegie Mellon, capaz de navegar a través de puntos de entrada que de otro modo serían completamente inaccesibles para los equipos de respuesta humanos. Conducido por la IA, el Snakebot puede maniobrar a través de los escombros más densos para localizar a los sobrevivientes, utilizando cámaras y micrófonos para la comunicación.

Pero cuando se trata de un reconocimiento rápido en regiones inaccesibles, los enjambres de robots en miniatura tienen buena compañía.

Drones de nueva generación para suministros de socorro instantáneos
Particularmente en el caso de los incendios forestales y las zonas de conflicto, la tecnología autónoma de los aviones no tripulados está revolucionando fundamentalmente la forma en que identificamos a los supervivientes necesitados y automatizamos el suministro de socorro.

Los aviones no tripulados no sólo permiten obtener imágenes de alta resolución para la cartografía en tiempo real y la evaluación de daños, sino que la investigación preliminar muestra que los vehículos aéreos no tripulados superan con creces a los equipos de rescate terrestres en la localización de supervivientes aislados.

Tal y como fue presentado por un equipo de ingenieros eléctricos de la Universidad de Ciencia y Tecnología de China, los aviones no tripulados podrían incluso construir una red de banda ancha inalámbrica móvil en un tiempo récord utilizando un programa de «dispositivo a dispositivo» asistido por batería.

Y como se demostró durante el huracán Harvey en Houston, los aviones teledirigidos pueden proporcionar una gran cantidad de información predictiva sobre todo, desde inundaciones futuras hasta estimaciones de daños.

Entre otros muchos, un equipo dirigido por el profesor de informática de Texas A&M y director del Centro de Búsqueda y Rescate Asistido por Robots de la universidad, el Dr. Robin Murphy, realizó un total de 119 misiones en avión teledirigido sobre la ciudad, desde cuadricópteros de pequeña escala hasta aviones no tripulados de grado militar. No sólo fueron críticas para monitorear la infraestructura de los diques, sino también para identificar a aquellos que fueron dejados atrás por los equipos de rescate humanos.

Pero más allá de la vigilancia, los vehículos aéreos no tripulados han comenzado a proporcionar suministros que salvan vidas en algunas de las regiones más remotas del mundo.

Uno de los ejemplos más inspiradores hasta la fecha es la tirolesa.

Creada en 2014, Zipline ha realizado hasta la fecha 12.352 entregas de aviones no tripulados que salvan vidas. Mientras que los aviones teledirigidos se diseñan, prueban y montan en California, Zipline opera principalmente en Ruanda y Tanzania, contratando operadores locales y proporcionando a más de 11 millones de personas acceso instantáneo a suministros médicos.

Los aviones teledirigidos de Zipline proporcionan de todo, desde vacunas y medicamentos contra el VIH hasta tubos de sangre e intravenosos, y superan con creces el transporte terrestre de suministros, ya que en muchos casos proporcionan células sanguíneas, plasma y plaquetas esenciales para la vida en menos de una hora.

Zipline Drones

Drones de Zipline
Fuente: Zipline

Pero la tecnología de los aviones no tripulados está empezando a trascender la escala limitada de los suministros médicos y los alimentos.

Ahora desarrollando sus drones bajo contratos con DARPA y el Cuerpo de Marines de los Estados Unidos, Logistic Gliders, Inc. ha construido drones de navegación autónomos capaces de transportar 1,800 libras de carga sobre largas distancias sin precedentes.

Construidos con madera contrachapada, los parapentes de Logistic están proyectados para costar tan sólo unos pocos cientos de dólares cada uno, lo que los convierte en candidatos perfectos para entregas remotas de ayuda de gran volumen, ya sea que sean navegados por un piloto o autopropulsados de acuerdo con el mapeo en tiempo real de la zona de desastre.

A medida que el hardware continúa avanzando, la tecnología autónoma de los aviones no tripulados, junto con los algoritmos de mapeo en tiempo real, plantean un sinfín de abundantes oportunidades para el suministro de ayuda, la supervisión de desastres y la rica información en capas de información que antes era inimaginable para la ayuda humanitaria.

Reflexiones finales
Tal vez una de las aplicaciones más consecuentes e impactantes de las tecnologías convergentes es la transformación de los métodos de socorro en casos de desastre.

Mientras que las plataformas de inteligencia basadas en la inteligencia artificial obtienen datos experimentales de primera mano de los que se encuentran sobre el terreno, la conectividad móvil y las redes suministradas en tiempo real están otorgando un nuevo poder narrativo a los más necesitados.

Y a medida que una ola de nuevos avances en hardware da lugar a los equipos de respuesta robótica, la tecnología de enjambre y los aviones teledirigidos, nos acercamos rápidamente a una era de respuestas instantáneas y eficientemente distribuidas, tanto en medio de conflictos como de catástrofes naturales.

Empoderados por estas nuevas herramientas, ¿qué podríamos crear cuando todos en el planeta tengan el mismo acceso a los suministros de socorro y a los recursos inmediatos? En una nueva era de prevención y recuperación rápida, ¿qué futuro puede prever?

Recibido Noviembre Noviembre  10 de 2019, en ingles desde Peter Diamandis <peter@diamandis.com>

https://www.diamandis.com/subscribe?p=subscribe&utm_campaign=Tech%20Blog&utm_source=hs_email&utm_medium=email&utm_content=79202512&_hsenc=p2ANqtz-_f6WqORkp-wUOej9sMmNkAg3bxFmWlI1412s46TeOyW7FAt1eixt-Fm_NhDdTVUNwmByMdkVe2FJAFskX5jGXPM0xGvA&_hsmi=79202512

Es la anticipación una buena estrategia?

Comments off

Is Anticipation a Good Strategy?

Octubre 10 2019  / Fuente: https://lifeboat.com/blog/2019/10/is-anticipation-a-good-strategy?utm_source=newsletter&utm_medium=email&utm_campaign=anticipation_monthly_november_2019_a_review_of_alternative_planetary_futures_november_2019&utm_term=2019-11-04

Posted by  in categories: educationfuturismpolicystrategytheory

Anticipation and to remain hopeful and patient in expecting a preferred future have a special place and a critical role in some moral and religious systems of faith. As a personal virtue, there are many natural, cultural, social, and educational factors that play a role in its development. However, for an economic agent and in general forward looking decision makers who follow a more secular worldview, the argument in favor of anticipation and how much it could be reasonable might be less clear. Therefore, it is worthwhile to explore when and under which circumstances we should choose anticipation. A convincing argument might be helpful. In this blog post I will build a framework based on game theory to provide a better and deeper insight.

Economists, mathematicians, and to some degree, engineers have contributed to the development of game theory. In neoclassic economics, it is assumed that each economic agent has a rational behavior. According to the prediction model based on such an assumption, decision makers, if they sell goods and services, tend to maximize profit and if they buy tend to maximize utility. In other words, people naturally seek the best and the most. Moreover, decision making is based on the principle of “predict then act”. The individual first predicts the likely consequences of choices and attribute to them utilities. In the next step, an alternative is chosen that has the best consequence or the most utility. This camp or school is often called the normative decision analysis.

Nonetheless, empirical studies on the behavior of real decision makers demonstrate that despite the prediction of rational models of choice, the individuals or economic agents, do not always follow the principle of the best and the most. In 1950s, for instance, Herbert Simon showed that when faced with uncertainty and due to lack of information about the future, there are cognitive limits to rationality such that contrary to the neoclassic economic theory, people do not make decisions rationally and logically in search of the optimal alternative. Instead they seek a combination of satisfaction and sufficing levels of utility which is also called “satisficing”. This camp or school is often called the behavioral or descriptive decision analysis. To further explain, no one can claim that in a certain decision the best alternative has been chosen, regardless of the choice criteria or the ideal level of utility. Because there is always a better alternative than the best alternative known to us now. That better alternative either exists now beyond our awareness or will appear in the future. But we never can choose it if we do not know about it. In brief, we can possibly choose from a subset of the best, the best element.

In light of the flaws of the actual decision making by humans, we tend to recognize both the pros and cons of normative and descriptive decision analysis. Pioneers of decision analysis therefore have attempted to work on a new integral school that is wise enough and take into account the natural cognitive limits. This camp or school is often called the “prescriptive” decision analysis. The aim is to educate and train better decision makers, both individually and collectively. Our approach here to the question of anticipation is also integral and prescriptive.

Use of games in military planning, strategic thinking, and modern futures studies has a long tradition. Yet the approach is often experimental which means you need to play the game to learn and to capture the complexity and to encourage creativity in search of new deep insights. Another approach is analytical and you need to calculate to obtain and to develop some not trivial and not intuitive insights.

When more than one decision maker in a competitive or cooperative involve in decision situations, game theory is used to do decision analysis. Game theory is an analytical-mathematical framework to investigate the space of decision in strategic situations that involve conflicts of interests or conflict of preferred futures. A conflict of interest situation arises if two or multiple decision makers pursue different and opposing goals and there cannot be win-win situations. For example, in international futures, a rising and more assertive China will conflict with the hegemonic USA. Or in the case of personal futures, when several persons like to marry one person and therefore have to compete with each other.

The aim of game theory is to find the optimal strategy for each of the so-called players. Five key assumptions in the theory are:

1. Each player (decision maker) has at least two well defined alternatives or options of choice. Alternatives are indeed the plays by the players.
2. Each play ends in a well-defined outcome (win, lose, tie) when the game is over.
3. Each player attributes to each outcome a specific payoff or utility.
4. Each player knows the rules of the game and knows also the scores or utilities for other players per each outcome.
5. Each player plays rational. That is faced with at least two alternatives, the alternative with more payoff is chosen.

However, the assumptions number 4 and 5 are violated in the real world decision making. In particular, the rationality is challenged in the descriptive school as mentioned above

Now, after this brief introduction, we can address the question: “is anticipation a good strategy?”

We first introduce a game with simple rules and then explore the mathematical solution.

The game of rug or carpet is introduced like this:

Two persons are in bazaar. Someone who has two Oriental rugs comes close and offers them this: I want to give you these two rugs. If both of you accept the offer I will leave and never return. But if one of you do not accept the offer, tomorrow I will visit you again and bring a package with me. In that package there is either a rug or a carpet with a fifty-fifty chance. The carpet will value four times the rug. If both of you decline my today offer in anticipation of a carpet tomorrow, then one of you will receive nothing. If one of you decline my today offer in anticipation of tomorrow, then at least one rug will be the gain. If one accepts and the other one declines, the one who does not wait for tomorrow’s package can take both of the rugs. But whoever accepts today’s offer cannot anticipate anything in tomorrow’s prospect.

If the game of rug or carpet just described played in complete competition and both of the players express their choices simultaneously without knowing the choice of the other player, then it is reasonable to ask a challenging question that “is anticipation a good strategy” which has no trivial answer and needs an analytic investigation.

If players care about their own interests, then what they should do now. Is it better to anticipate a better offer tomorrow under any conditions? More specifically, if your competitor chooses anticipation with a 50% probability then what is the good strategy for you?

In the game of rug or carpet several factors such as patience, anticipation, risk, and competition are important. Descriptive school of decision science indicates that people are often risk averse with respect to gains and risk prone with respect to losses. In other words, humans would prefer the sure gain to the likely gain. This cognitive insight reveals that, our players will likely accept their one rugs and the game will be over. Therefore, no offer a package on tomorrow and no need for anticipation.

But a normative approach uncovers some points. Taking into account such points will be helpful in a prescriptive approach which aims to bridge the gap between rationality and reality of choice. First, note that if we assume that the players do not chose simultaneously, then the second player’s optimal choice will be to choose the opposite choice of the first player. This means that if the first player does not prefer to anticipate then the second player should anticipate the offer of tomorrow and vice versa. Clearly if the first player does not anticipate and accepts the offer then the second player in the case of not anticipation obtains a rug and in the case of anticipation obtains at least a rug. But given the likelihood of a carpet on tomorrow then anticipation is better.

In the case of simultaneous play, the strategy of opposite choice with “some considerations” is also good. By some considerations we mean the conjecture about the competitor’s choice. As a matter of fact, a player should guess either anticipation or not by the other player.

Suppose that these players have played this game many times in the past and player I has noted that player II often never anticipates. Player I is almost sure that that this time again Player II will not wait in anticipation of the package of tomorrow. Almost sure is a qualitative description for a probability distribution. Absolutely sure, very sure, almost sure, do not know, almost unlikely, very unlikely, and absolutely unlikely might be interpreted with quantitative estimates such 100%, 80–99%, 50–80%, 50%, 20–50%, 1–20%, and 0% respectively.

Either player should make a conjecture about the other player’s choice. There is a specific threshold, that can be calculated, which establishes the probability about the opponent’s choice such that the utility of anticipation versus not anticipation will be equal for either of players. That probability shows that when anticipation and not are indifferent.

To analyze and calculate that threshold probability we order the pairs of utilities like this: (a, a), (a, n), (n, a), and (n, n) where a is anticipation and n is not anticipation. For example, the ordered pair of (a, n) says that player I anticipates and player II does not anticipate.

Now to calculate the gains for each player we should compute the expected payoffs of all these pairs. If none anticipates, (n, n), then both will have one rug and therefore (n, n) = (1, 1). If player I does not anticipate and player II anticipates, (n, a), then player I will have two rugs, and player II will have a 50% chance of a rug, and a 50% chance of a carpet which values 4 times the rug. The expected gain for player II will be: 0.5*1+ 0.5*4= 2.5. Hence we have (n, a) = (2, 2.5). Similarly, we have (a, n) = (2.5, 2). For the case of that both players anticipate, one of them will have nothing. The expected gain for either of players will be: 0.5*2.5+ 0.5×0 = 1.25 and we have (a, a) = (1.25, 1.25).

Now suppose that player I guesses that player II will anticipate with probability P. If player I also anticipates the package of tomorrow then the expected gain will be a mix of (a, a) and (a, n) in this way: E(I_a) = (1.25) * P + (2.5) * (1-P). If player I does not anticipate then the expected gain will be a mix of (n, a) and (n, n) in this way: E (I_n) = (2) * P + (1) * (1-P). Depending on whether E(I_a) is larger or smaller or smaller than E (I_n) the player I will have a clear choice between either anticipation or not anticipation. But if they are equal for a specific probability of anticipation by player II, the player I will be indifferent between either choice. Let’s calculate that threshold probability.

E (I_a) = E (I_n)

(1.25) * P + (2.5) * (1-P) = (2) * P + (1) * (1-P)

1.5 = 2.25 P

P = 2÷3=0.7

This probability says that if player I thinks that player II will anticipate the package of tomorrow with a probability of 70% then player I will remain indifferent to prefer either anticipation or not anticipation. Any change to that estimate will give player I a clear choice. Consider that for instance that player I is very sure that player II will anticipate, i.e. P = 90 %, then E (I_a) will be less than E (I_n). Therefore, not anticipation for player I is the preferred choice.

Obviously, the threshold calculated above depends on the relative value of carpet to rug which we assumed to be 4. The deeper insight that is uncovered using this game is that for another threshold, this time involving the relative value of carpet (the potential reward of tomorrow for which anticipation is necessary) to the rug (the current reward of today without the need for anticipation). Such a threshold demonstrates that for a specific relative value of carpet to rug, the anticipation is the better choice, “regardless of our conjecture about the opponent’s probability of choosing either anticipation or not anticipation.” If we use the relative value of carpet to rug in the above calculation as an unknown parameter, X, it can be shown as noted below that the threshold of relative value is 7.

E (I_a) = E (I_n)

P*0.5*(0.5+0.5X) +0.5*(1+X) *(1-P) =2P+(1-P)

P = (0.5X-0.5)/(.25X+1.25) < =1

X<=7

In other words, if the relative value of carpet to rug in this game is more than 7 then the anticipation is a good strategy without any need to make a conjecture about the other player’s choice.

We usually face circumstances similar to the game of rug or carpet. Rug might be an acceptable alternative but not ideal or excellent yet better than nothing. Carpet might be a wonderful and top alternative which demands anticipation on our side. A job seeker who has to compete with other candidates figures out that if the current job or position offer is declined it is likely that in the future a far better offer could be found. Or consider someone who is looking to buy or rent a house. In case of more diligent search a far better house could be found in the market with the same price. Or if you refuse to marry your partner now in anticipation of a better ideal match in the future. Although, the conditions of such key decisions, in particular their emotional aspect, could not perfectly match the game of rug or carpet, the insights obtained from this analytical view, will be helpful for a better and reflective thinking about decisions.

In addition to the conjecture about the opponent’s choice, which was our focus, other factors are also relevant in a more realistic world of decision making such as time constraint, nature of the need or want, access to information, active search and supply and demand. Time is critical on two dimensions. One the distance between the first offer of rug and the second offer of a probable carpet. For instance, how long a job seeker can sustain the hardship associated with unemployment. Also, how much time pressure is upon us. For instance, someone looking for a best deal in the house market in anticipation of a yet better alternative will wait forever. Therefore, having a clear deadline and time schedule for anticipation is important. On the other hand, the nature of the need impacts the anticipation strategy. If it is a critical and elementary need then anticipation might not be justifiable. The more secondary and luxury our need the more reasonable to anticipate a far better future. We assumed that in the game of rug or carpet that players have information symmetry. In the real world, that is not the case always. Using my connections to professional networks, I might have been informed that soon in the future a highly respected employer will have vacant positions. But you do not have such an information advantage as my opponent. As a result, I will not be hesitant to anticipate. Active search while anticipating a far better future highlights the importance of a proactive attitude instead of inactive wait and see. If you wait for a 50% chance of carpet, the better future, you should be more active to change that likelihood up to 70% or 80%. Finally, the old rule of supply and demand applies. If you are in a highly competitive market in which peers attempt to obtain an average alternative and you are almost sure that the peers will not anticipate then it is wise to anticipate a far better alternative in the future in a market that is going to be less competitive because of less demand.

Another note involves the case of cooperation or sharing between players. Clearly they should coordinate to choose opposite alternatives because they will gain as a group either three rugs or two rugs plus a carpet. If both anticipate or both not anticipate they will gain as a group either a rug or carpet in one case and two rugs in the other case, respectively. Another assumption could be that each player not only wants to win a gain but also to make sure that the opponent will lose with less gains. Here the calculations should be revisited. In other words, each player needs to do exactly what the other player will do. If player I is very sure that player II will not anticipate then player I should also not anticipate to avoid giving two rugs to the gains of the opponent. And if player I is very sure that player II will anticipate then player I should also anticipate in order to have a 50% chance of keeping player II empty handed in the end.

About the Author: Victor V. Motti, a Lifeboat Foundation Advisory Board member, is a Middle East based senior adviser of strategic foresight and anticipation. He is also the Director of the World Futures Studies Federation. His new book A Transformation Journey to Creative and Alternative Planetary Futures was published in early 2019 in the UK.

El futuro del trabajo

Comments off

El futuro del trabajo argentino – Por Miguel Ángel Gutiérrez

Por Miguel Ángel Gutiérrez * Licenciado en Ciencias Políticas y Sociales. UNCuyo
Lunes, 28 de octubre de 2019 | Edición impresa

Asociar la problemática del futuro del trabajo, nuevas tecnologías, mercado laboral y cuarta revolución industrial (4RI) puede conducir a errores. La 4RI no sigue a las  anteriores ya que es un cambio disruptivo, el paso a una nueva era. Punto de quiebre hacia un nuevo estado de organización de las fuerzas y relaciones de la producción a nivel global, que cambia el valor del trabajo en relación con el capital y la distribución del ingreso.

Mi recordado amigo Horacio Godoy, me ofreció la oportunidad de compartir un desayuno con Alvin Toffler -quizás la inteligencia de anticipación más relevante del siglo XX- en su última visita a Argentina, y conversar sobre las revoluciones digital y de las comunicaciones, también de la singularidad tecnológica. Resumía su visión de “La tercera ola” como la de la sociedad port-industrial, y ésta es lo que suele llamarse 4RI, y es de hecho una nueva era social: la del conocimiento.

En ella Toffler decía: “Analfabeto será quien no sepa dónde buscar la información, para resolver una problemática concreta en un momento dado. La formación personal requiere capacidades para conocer lo que se precise en cada momento y no por conocimientos obsoletos instalados en su mente”. Esto nos lleva a un segundo error respecto a consecuencias de la 4RI: pensar que mercado de trabajo y empleo conforman una relación constante y que la amenaza de las próximas tecnologías exige restablecer el equilibrio perdido. Cuando nuevas tecnologías transforman la estructura de relaciones sociales no es posible volver al estadio anterior.

Debemos re-significar el trabajo superando la oferta y demanda de empleo. En un viejo relato un viajero interrogaba a trabajadores en una cantera sobre aquello que hacían, obteniendo diferentes respuestas. Uno dijo: pues, picando piedras; otro: ganándome el pan para mi familia y un tercero: construyendo una catedral. Igual trabajo pero distinto sentido considerado desde lo exclusivamente individual o diferentes contextos, en los que adquiere distinto valor. No resisto pensar qué respuestas a igual pregunta darían hoy nuestros políticos.

Otras ideas obsoletas a revisar: la creación de empleo depende de la inversión externa que requiere garantías u otras facilidades (externalidades para las corporaciones). Lo necesario para la creación de empleo es información, conocimiento y creatividad. Nuevos, porque aquellos obsoletos son obstáculo y no solución.

El Estado no basta; las políticas públicas requieren información, conocimiento y participación de todos los actores involucrados en la relación laboral: empresa, trabajador;, gobiernos nacional, provincial y municipal; mercados y centros educativos de cercanía y globales. Tampoco políticas generales resuelven situaciones específicas. Los cambios impactan diferentes por regiones, sectores, culturas locales y por los mercados. No son suficientes “soluciones lineales” sino enfoques sistémicos, y considerar que todas ellas producen impactos positivos y negativos simultáneamente, oportunidades y riesgos que deben preverse con anticipación.

Pero la crisis no resulta sólo de cuestiones internas. Las tecnologías son globales y no necesitan nacionalizarse. No hay solución sin participación, ni sin nuevos abordajes. Se requiere organizaciones en todo el país para el desarrollo sumado de tecnologías y de capacidades. Superando la relación individual trabajador-empleador hay que pensar redes de trabajo que producen valor. En diferentes ámbitos:  Transporte y logística, producción de bienes, automatización del trabajo, provisión de energía, agua y saneamiento; construcción, comercio e intercambio, impactos remotos, cuidado de la salud, adquisición de información, producción de experiencias, seguridad y protección, cooperación y confianza, sentido de la existencia, estructuras de poder.

Sin duda las nuevas tecnologías requieren nuevas habilidades para la fuerza laboral en cualquier lugar de nuestro país. Crear centros con la participación de trabajadores, socios productores y la colaboración de los recursos educativos y de investigación locales para promover y desarrollar las habilidades avanzadas necesarias, junto a las tecnologías que inexorablemente vendrán en el futuro inmediato a fin de conformar la futura fuerza laboral para fabricar los productos del mañana

El Millennium Project realizó más de 55 estudios desde 1996, sobre el futuro. Con 65 nodos en todo el mundo, participan académicos, empresarios, funcionarios y OOII, gobiernos, corporaciones, ONGs y universidades. Produce los informes: “Estado del Futuro”, “Metodología de Investigación de Futuros” y el “Sistema Global de Inteligencia de Futuros”. Recientemente presentó en Washington D.C. su informe: “Work / Technology 2050: Scenarios and Actions”. Este estudio detalla tres escenarios de futuros hasta 2050 y 93 posibles acciones. Resultado de 30 talleres nacionales en 20 países, estas acciones fueron evaluadas por cinco encuestas internacionales respecto de su viabilidad para evitar inminentes desastres y mejorar el mundo.

Algunas de estas propuestas son: 

• Crear un sistema de inteligencia colectiva nacional público-privado, experto/ciudadano, para alertas tempranas de problemas y oportunidades mediante análisis estratégico, facilitando al público participar de la toma de decisiones.

• Elaborar proyecciones alternativas de flujos de caja sobre el ingreso básico universal y cuándo sería posible y financieramente sostenible considerando impuestos a licencia de robots, IA, reducción de paraísos fiscales o  impuestos al carbono, incremento de riqueza por nuevas tecnologías, impuesto corporativo mínimo, etc.

• Establecer una plataforma en línea para ciudadanos que ofrezcan sus habilidades, servicios para trabajos a tiempo completo, parcial y por única vez.

• Gobiernos, empleadores y sindicatos deberían cooperar creando modelos de aprendizaje durante toda la vida, incluidos pronósticos de los requisitos de habilidades futuras.

• Crear nuevos sindicatos para vincular empresas unipersonales en garantizar los derechos de los trabajadores en el auto-empleo.

• Los sindicatos se centran más en mantener ingresos que desarrollar nuevas actividades. Deberían ayudar a la transición del trabajo obsoleto al siguiente empleo e iniciar un “Movimiento de aumento” para invertir en tecnología que aumente y no remplace el trabajo.

• Crear una oficina o agencia para la evaluación de la tecnología anticipando posibles resultados negativos para evitar repetir desastres pasados y anticipar resultados positivos. Participando comunidades académicas, de ciencia y tecnología y gobierno.

Ésta es una muestra de casi un centenar de propuestas. No todas son aplicables sin adaptación a nuestro medio pero son un valioso instrumento para debatir sobre acciones concretas.

*El autor es graduado en Ciencias Políticas, doctor en Historia e investigador de Futuros. Dirige el Centro Latinoamericano de Globalización y Prospectiva, nodo del Millennium Project.

Nuevo modelo de desarrollo, Industria 4.0

Comments off

La industria 4.0, un desafío para un nuevo modelo de desarrollo

La visión más usual del mundo, abreva en la geografía y la política, un mapamundi dividido en naciones.

La industria ha sido una forma de integración de capacidades: de negocios, de tecnologías y de información. Apoyada en los tradicionales factores de producción: capital, trabajo y materias primas, para llegar a diversos mercados, cada vez más alejados y de creciente volumen.

En cada una de las etapas de la llamada revolución industrial la infraestructura necesaria para su desarrollo fue generada por innovaciones disruptivas en relación con los modos de producción tradicionales.

En la primera con el carbón, inicialmente, y por el motor a vapor luego, lo que posibilitó la mecanización de los procesos productivos, (textiles) y supuso una fuente de riqueza para las naciones y de su radio de expansión, principalmente el Reino Unido y Europa y la América anglosajona.

En la segunda por la electricidad, el gas y el petróleo, (apoyados en la física y en la química), nuevos medios de transporte (automóvil, avión) y de comunicación (telégrafo, radio) lo que generó la primera globalización mediante una progresiva internacionalización de la economía, alcanzando escala mundial.

 En la tercera, denominada también “científica y tecnológica” por la convergencia de las nuevas tecnologías (microelectrónica, bioquímica) de información y comunicación, con nuevos sistemas de generación energética. Su alcance incluyó como actores de importancia a Japón, China, India y el sudeste asiático.

Las tecnologías de comunicación mediante modulación de ondas electromagnéticas a través del espacio, constituyen la infraestructura que permite múltiples desarrollos disruptivos respecto de la producción industrial anterior.

La integración de bits y átomos (mundos digital y físico) lleva a la 4ta. Revolución Industrial.

La fabricación inteligente aplica: Inteligencia Artificial (AI), Robótica, bio y nano tecnologías, virtualización, impresión 3 y 4D, entre otras tecnologías, para múltiples soluciones de automatización totalmente integradas.

Esta integración de conocimiento, de cadenas de suministros y de usuarios finales transformará irreversiblemente todos los procesos industriales y gran parte de los procesos sociales, económicos y políticos; haciendo de la vida algo más complejo, incierto, competitivo, y cada vez más acelerado, sin que la localización física implique limite alguno para los bits y los qubits, verdaderos ciudadanos globales.

Lo que vale tanto para bienes, servicios e incluso trabajo y empleo.

Muchos ven en las nuevas tecnologías, la clave del crecimiento, pero no se pueden ignorar sus riesgos.

El desarrollo económico de nuestros países estará cada vez más sujeto a la subas y bajas de la economía global.

El conflicto de EEUU con Huawei, más allá de entenderlo como un simple exabrupto de Trump, explica la preocupación por el dominio de las más avanzadas redes de comunicación, que serán las facilitadoras del nuevo desarrollo industrial.

Dado que las conexiones vía Internet mediante la red 5G que soporta una gran capacidad de datos a alta velocidad, siendo 20 veces más rápidas que la actual 4G, con lo que es dable esperar que humanos y “cosas” estén prácticamente en linea en todo momento y lugar.

Pero lo cierto es que ello no llegará al mismo tiempo a todas las comunidades e individuos, lo que quedará mediatizado por las conveniencias de los mercados.

La visión más usual del mundo, abreva en la geografía y la política, un mapamundi divido en naciones. La globalización impulsa nuevas formas de asociación económica, social y política, con nuevos actores y fuerzas dinámicas, una cartografía de anticipación para ver el mundo de las próximas décadas podría ser algo similar al gráfico que ilustra esta nota.

En este mundo el mayor riesgo de muchas economías sumergidas y emergentes es la perdida de empleos y la obsolescencia de de sus modelos de negocios asentados en una concepción del desarrollo basada en la transición de economías primarias a industriales.
La falta de información sobre los cambios tecnológicos en curso y los de las próximas décadas, suma al desempleo la carencia de sistemas de educación y formación profesional acorde a dicha transformación tecnológica.
La Industria 4.0 exige información, habilidades, mentalidades y herramientas adecuadas para pensar creativa y colectivamente, para tomar ventaja de las tecnologías en forma inteligente.

Perfil

Miguel Ángel Gutierrez

El autor en graduado en Ciencias Políticas, Doctor en Historia, Investigador de Futuros. Dirige el Centro Latinoamericano de Globalización y Prospectiva, nodo del Millennium Project.

  • Page 1 of 2
  • 1
  • 2